Campaña medicina rural

Martes, 9 Agosto 2022

Los profesionales de A.P. piden a las Administraciones sanitarias que se pongan de acuerdo y adopten las mismas medidas de cara a la sostenibilidad del SNS

17/05/2011

La Sociedad Española de Médicos Generales y de Familia (SEMG) ha presentado ante los medios de comunicación su XVIII Congreso Nacional que arranca este miércoles en Vigo

Vigo, 17 de mayo 2011 (medicosypacientes.com/E.P.)

Profesionales de Atención Primaria han insistido en que se les garantice la "libertad de prescripción" y que, dentro de los parámetros de calidad a los que están obligados profesional y éticamente, puedan prescribir "lo mejor al menor coste posible". Así lo manifestó el presidente de la Sociedad Española de Médicos Generales y de Familia (SEMG), Benjamín Abarca, en una rueda de prensa, celebrada ayer lunes, para presentar el XVIII Congreso de esta Sociedad Científica que se celebra en Vigo entre los próximos 18 y 21 de mayo. Así, Abarca precisó, en referencia a la suspensión del catálogo priorizado de fármacos de Galicia, que los médicos "no pueden entrar en conflictos administrativos".

No obstante, como señaló, mientras que el Tribunal Constitucional no se pronuncie sobre esta medida de la Xunta gallega, los médicos tienen que seguir reclamando que se garantice su libertad de prescripción y que se asegure la calidad asistencial. "A partir de ahí, por nuestro propio código ético, tenemos la obligación de prescribir lo mejor para el paciente al menor costo posible".

En todo caso, Benjamín Abarca opinó que otras comunidades autónomas han adoptado la misma medida que la Consejería de Sanidad, con respecto a la implantación de un catálogo de medicamentos. A ese respecto, ha recordado que los facultativos generales y de familia defienden "que las distintas administraciones se pongan de acuerdo y se haga un catálogo igual para todos".

Para el presidente de la SEMG, "lo mejor es esperar" a que se pronuncie el Tribunal Constitucional. "Los conflictos administrativos se tienen que resolver entre administraciones, y no debe meterse a los médicos en ellos, que cada uno se responsabilice de lo suyo", tal como señaló, al tiempo que explicó que, mientras el catálogo está suspendido, los facultativos usan recetas en papel porque "recurren a las herramientas de que disponen".

Receta para la Primaria

Con respecto a la situación de la Atención Primaria en España, el presidente de la SEMG apuntó que, pese a que este tipo de atención médica debe ser "el eje fundamental" del sistema sanitario, no se respalda lo suficiente. "Hay un consenso generalizado de que, para garantizar la sostenibilidad del sistema, hay que potenciar el primer nivel asistencial, pero las cosas no caminan por ahí", según lamentó.

En esa línea, presentó la "receta" de los médicos para mejorar la situación, una recomendación que pasa por "trabajar desde el ámbito de los estudiantes". Así, apostó porque los alumnos "pasen por los centros de salud", y por "poner en valor" la medicina de familia en el ámbito de los MIR. "Esta especialidad tiene que ser conocida para que sea elegida por los estudiantes, y no se conoce porque no hay profesores, y la clínica se hace en los hospitales", según recordó.

Abarca también reclamó que se mejoren "las condiciones del ejercicio profesional" para los médicos de familia y generales, y porque éstos "dejen de hacer banalidades para poder hacer otras cosas para las que están sobradamente preparados". En su opinión, estos facultativos "no pueden pasarse el 30 ó 40 por ciento de su tiempo en labores administrativas que pueden hacer otras instancias".

Finalmente, incidió en la necesidad de "desarrollar la parte preventiva" de la medicina, ya que el sistema sanitario español "está muy centrado en la parte curativa". Según ha subrayado, "la medicina de familia y la general tienen ahí una labor fundamental".