Lunes, 20 Febrero 2017

Resumen 2016 Banco Mundial

Disminuye el número de personas que viven en pobreza extrema en el mundo

El Banco Mundial destacó en un resumen anual sobre 2016 doce áreas temáticas con estadísticas que detallan los desafíos y avances logrados en el pasado año en las arenas económica y social. De este estudio se desprende que aunque las cifras de las personas extremadamente pobres continúan siendo altas, un 10.7 %, ha descendido el número de personas que viven en pobreza extrema en el mundo, es decir el número de personas que viven con menos de dos dólares al día

Madrid 30/12/2016 medicosypacientes.com
Niños sacando agua de una fuente pública en Malabo, la capital de Guinea Ecuatorial. Foto de archivo: Rodrigo A. Nguema/IRIN/ Centro de Noticias ONU
El Banco Mundial señala que la mayoría de las personas extremadamente pobres vive en África al sur del Sahara y Asia meridional. De hecho mientras que 1 de cada 10 personas vivía en pobreza extrema a nivel mundial en 2013, esta cifra en África al sur del Sahara llegó a 4 de cada 10, representando 389 millones de personas, una cifra superior a la de todas las otras regiones combinadas, según el informe del Banco Mundial titulado La pobreza y la prosperidad compartida. En América Latina se ha registrado un porcentaje de 5,4% de extrema pobreza lo que equivale a más de 33 millones de personas.
 
Otros temas que aborda la publicación incluyen el número de personas que no cuenta con retretes. Naciones Unidas estima que 2400 millones de personas aún carecen de acceso a instalaciones de saneamiento mejorado.
 
El buen saneamiento es un pilar del desarrollo, ya que condiciones como la diarrea se asocian con un saneamiento deficiente y si no se tratan pueden llevar a la malnutrición infantil y el retraso del crecimiento en los niños. En la primera reunión del Grupo de Alto Nivel sobre el Agua, realizada este año, se congregaron líderes mundiales con el compromiso central de garantizar la disponibilidad de suministro de agua y saneamiento para todos y la gestión sostenible de estos servicios.
 
El informe también subraya el aumento del número de refugiados. A principios de 2016, 65 millones de personas se habían visto forzadas a desplazarse de sus hogares –cinco millones más que en 2015– de las cuales, 21 millones fueron clasificadas como refugiados.
 
En el año también se registró el crecimiento más débil del comercio global desde el estallido de la crisis financiera en 2008. Los volúmenes de esas transacciones se estancaron durante la mayor parte del año debido principalmente a una baja en las inversiones. 
 
Por otra parte, el acceso a teléfonos móviles aumentó tanto en países de ingresos medios como bajos, más que el número de personas con acceso a energía eléctrica y agua corriente. 
Otros beneficios de la revolución digital aún no se han extendido como se anticipaba, apuntó el Banco Mundial, y puso como ejemplo una mayor productividad, más oportunidades para los pobres y la clase media, además de gobiernos y empresas más responsables.
 
Un quinto aspecto de la publicación se refiere al porcentaje de población joven. Según estas cifras una tercera parte de los habitantes del planeta son menores de 20 años. El mayor porcentaje se concentra en África donde más del 50% está en ese grupo etario. 
 
En América Latina esa cifra ronda entre el 30% y el 40% de la población.
 
Los datos del organismo advierten que el mundo se encuentra en un momento crucial de transición demográfica que afectará el desarrollo de los países. 
 
En cuanto a los empleos, el Banco Mundial señala que se necesitarán 600 millones de nuevos puestos de trabajo en los próximos diez años para abastecer la demanda que se generará cuando mil millones de jóvenes ingresen al mercado laboral, de los cuales sólo el 40% podrá conseguir empleo.
 
También estima que para el año 2030 más de la mitad de la población mundial vivirá en ciudades. 
 
Otros gráficos del resumen refieren que más países han implementado reformas para regular la manera de hacer negocios.
 
Además, hace referencia a un aumento en el consumo de tabaco en 20 países, principalmente en economías de ingresos medios y bajos. 
 
Finalmente, el último cuadro señala que una coalición de 60 gobiernos se comprometió en 2016 a donar 75.000 millones de dólares para los fondos del Banco Mundial destinados a apoyar a los países más pobres.
 
( En este enlace se pueden consultar los datos de este informe: http://blogs.worldbank.org/voices/es/resumen-del-2016-en-12-graficos-y-u... )