martes, diciembre 5, 2023

Portal informativo de la Organización Médica Colegial de España

InicioOMCLos programas de atención a los médicos enfermos en España y Reino...

Los programas de atención a los médicos enfermos en España y Reino Unido

Las experiencias innovadoras de los programas de atención a médicos enfermos en España y Reino Unido centraron la segunda mesa del V Congreso del Programa de Atención Integral al Médico Enfermo que se celebró en Burgos, y en el que participaron profesionales vinculados a estas iniciativas, que en España llevan implantadas 14 años a través del PAIME y en Reino Unido desde 2008, a través del NHS Practitioner Health Programme

Burgos, 27 de mayo de 2013 (medicosypacientes.com)

En esta mesa, que estuvo coordinada por el doctor Ignacio Martínez Hens, miembro del Comité Técnico Nacional del PAIME, participó como ponente relator el doctor Antoni Arteman, gerente de la Fundación Galatea y como ponentes discursores, el doctor Serafín Romero, secretario general de la OMC, Dra. Clare Gerada, Chair of Council of the Royal College of General Practitioners y Medical Director del PHP; y la doctora Carmen Renedo, del Programa de Atención Integral a la Salud del Juez del Consejo General del Poder Judicial.

«Cuando un médico busca ayuda por problemas de drogas o alcohol, sorprende lo rápido que se quita la bata y se convierte en un paciente», aseguró la doctora Gerada, quién explicó la historia y el funcionamiento  del servicio NHS Practitioner Health Programme que se creó en 2008 en el Reino Unido, a raíz del suicidio de una joven psiquiatra embarazada.

«Entonces – afirmó – nos dimos cuenta de los problemas que tienen los médicos ante este tipo de situaciones y decidimos diseñar el programa que tiene muchas similitudes con el PAIME español por su objetivo principal, que es asegurar su salud y garantizar la mejor atención para los pacientes» y añadió que «aunque los médicos tienen dificultad para reconocer sus propios problemas, cuando reciben ayuda, valoran que lo importante es recuperarse y volver al puesto de trabajo».

Bajo el lema «doctores sanos, pacientes a salvo» este programa ha atendido en los últimos tres años a unos mil pacientes, de los cuales 2/3 son hombres y 1/3 mujeres, y los problemas de salud también tienen similitudes con los casos españoles que acuden al PAIME: 2/3 son por trastornos mentales y 1/3 llegan por adicciones, alcohol y abuso de sustancias. El porcentaje de pacientes que se reincorpora al trabajo en un plazo de un año supera el 80%, y las posibilidades de los médicos que reciben tratamientos por adicción de no volver a probar el alcohol en los dos años siguientes al tratamiento, alcanza el 100%.

Destacó también de este programa la garantía de confidencialidad del mismo, aunque señaló el deber deontológico como médico de alertar al Consejo General de Médicos y revelar la identidad de los profesionales que puedan suponer un riesgo para los pacientes.

Por su parte, el gerente de la Fundación Galatea, Dr. Antoni Arteman centró su exposición en las experiencias internacionales de atención al médico enfermo, desde que se pusieron en marcha servicios de atención a facultativos adictos a las drogas a mediados de la década de los 70 en Estados Unidos.

Se refirió también a Noruega como país pionero en Europa en mecanismos de control de la praxis médica y acciones que denominó de «aconsejamiento y ayuda», y al National Clinical Assesment Service que creó en 2007 el NHS británico para detectar problemas de la práctica médica, a los que le siguieron otras iniciativas en Irlanda, Suiza, Finlandia, Italia, Alemania y Francia, entre otros países.

Hizo alusión a las características diferenciadores de los organismos responsables de este tipo de programas, que van desde las instituciones de derecho público como los colegios profesionales, encargadas del control de la práctica médica, a las asociaciones profesionales, incluso, a entidades privadas. «En algunos países, estos organismos responsables tienen funciones fiscales delegadas por ley y si no actúan pueden ser denunciados»- aseguró.

De las funciones básicas de este tipo de programas, destacó el control del ejercicio profesional, la ayuda, asistencia medico-psicológica y tratamiento, promoción y prevención de la salud. Señaló como servicios que estos programas ofrecen, aparte de tratamientos con diversas modalidades, asesoramiento telefónico presencial, técnicas de auto ayuda, contratos terapéuticos bajo control y controles de tóxicos en el organismo, así como un registro oficial de riesgos, como es el caso de EEUU.

En cuanto a la financiación, las hay públicas, privadas, con aportaciones del paciente, de aseguradoras (en EEUU) y mixtas, y la provisión de los servicios es pública, privada y mixta. Destacó la importancia para la consolidación del PAIME de que esta provisión de servicios sea pública o concertada, así como el hecho de que desde la prevención de riesgos laborales se afronte un control de calidad en los servicios.

Finalmente destacó el hecho de en España el programa del PAIME haya sido asumido como ejemplo para crear un programa similar para jueces y fiscales y se refirió a otros colectivos como la  policía y fuerzas de seguridad, que en Cataluña cuentan con un programa especial, pilotos de aviación, abogados y militares. De este último colectivo resaltó que en EEUU hay un índice muy elevado de estos profesionales por problemas de drogas y suicidios.

La doctora Carmen Renedo del CGPJ, institución que recientemente suscribió un acuerdo con el CGCOM para poner en marcha el Programa de Atención a la Salud del Juez, destacó esta experiencia innovadora que se está incorporando de manera incipiente a los miembros de la carrera judicial, jueces y magistrados, para hacer frente a los riesgos derivados del ejercicio de la profesión, con actuaciones de prevención, protección y promoción de la salud integral del colectivo.

Tras hacer una descripción pormenorizada de todos los ámbitos  en los que se desarrolla el trabajo de jueces y magistrados en los distintos órganos de gobierno, así como la responsabilidad social que ejercen, defendió la necesidad de un programa de estas características que evite los riesgos y daños que para su salud pudieran derivarse del desempeño de su actividad profesional.

Destacó que para la puesta en marcha de este programa se ha tenido en cuenta que en este colectivo «el rol social y la imagen profesional inherentes a la condición de Juez dificultan el reconocimiento de problemas de salud y la búsqueda de ayuda para resolverlos con las lógicas repercusiones para el ámbito profesional y las relaciones personales» y porque «en el ejercicio de la función jurisdiccional concurre la doble exigencia entre la envergadura del trabajo y el limitado tiempo disponible para llevarlo a cabo, así como, el considerable esfuerzo mental, la elevada cualificación técnica y el alto grado de responsabilidad que son inherentes al desempeño del cargo».

Finalmente, señaló que » para garantizar una buena atención en materia de justicia a los ciudadanos, es obvio que se debe garantizar una buena asistencia a los garantes de sus derechas» y que la experiencia desarrollada y los resultados del programa PAIME en respuesta a la necesidad de velar por la buena praxis profesional, hacen pensar en la idoneidad de su traslado a la carrera judicial, con el objetivo de concienciar al colectivo de jueces y magistrados sobre la importancia del cuidado de su salud atendiendo a las peculiaridades del ejercicio de su profesión.

Por su parte, Serafín Romero, secretario general de la OMC, destacó que en España «el PAIME es un programa eminentemente colegial», y tras explicar el funcionamiento a través de los Consejos Autonómicos de Colegios de Médicos, indicó que el sitio adecuado para coordinar todos ellos es la Fundación para la Protección Social de la OMC, cuyas prestaciones están centradas en la dependencia, ayuda a la conciliación de la vida familiar y laboral y, precisamente, en la salud del médico.

Abogó por difundir y cohesionar el programa y señaló que encuentros como este Congreso y los datos del Observatorio recogidos durante los 14 años que lleva implantado, así como las publicaciones (Guía PAIME y Manual PAIME), servirán sin duda de gran ayuda para darlo a conocer a todos los médicos de España.

Relacionados

TE PUEDE INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Más populares