sábado, mayo 25, 2024

Portal informativo de la Organización Médica Colegial de España

InicioActualidad sanitariaJuan Yermo: “La relación entre la industria y la profesión médica debe...

Juan Yermo: “La relación entre la industria y la profesión médica debe ser más estrecha pero siempre marcada por el respeto, la transparencia y la ética”

Con motivo del reciente acuerdo entre el Consejo General de Médicos y Farmaindustria, Médicos y Pacientes entrevista a Juan Yermo, director general de esta última corporación, para conocer los objetivos del convenio, su visión de la sanidad española y el papel de la industria en la formación médica continuada de los profesionales sanitarios

Recientemente el Consejo General de Médicos y Farmaindustria han suscrito un convenio ¿Cuáles son los principales objetivos?

Esta alianza que acabamos de suscribir persigue como objetivos fundamentales fomentar la investigación, promover la formación y la divulgación en salud y medicamentos gracias a la cooperación entre ambas entidades. Son, todos ellos, metas compartidas por el Consejo General de Médicos y Farmaindustria, con la ventaja de que, gracias al trabajo conjunto que ahora emprendemos, podremos abordar con mayor alcance y eficacia. Consideramos que este valioso intercambio de conocimiento y experiencia permitirá actualizar y mejorar la formación de los profesionales sanitarios sobre los medicamentos, al tiempo que facilitará a la industria hacer un mejor uso de la experiencia clínica y científica, clave en el desarrollo de la investigación.

 ¿Por qué ahora?

Desde Farmaindustria siempre hemos creído y defendido la necesidad, la legitimidad y el beneficio de la colaboración con los médicos. Creemos firmemente en que este acuerdo nos dará la oportunidad para avanzar en el progreso terapéutico y la calidad en la atención sanitaria. Además, este año Farmaindustria cumple 60 años de vida y una de nuestras misiones como asociación que representa en España a la industria farmacéutica innovadora es potenciar la percepción pública de nuestro sector y del medicamento, transmitiendo a ciudadanos, líderes de opinión, profesionales sanitarios y responsables públicos el valor que aportan los medicamentos a nuestro progreso social y a nuestra calidad de vida. Por lo que este acuerdo llega en el mejor momento posible.

¿Hay otras líneas de colaboración previstas? ¿En qué sentido?

Este es un convenio marco que permitirá avanzar en cualquier línea de colaboración que pueda surgir bajo el paraguas de los objetivos generales de formación, investigación y divulgación en medicamentos y salud. Por ello se ha creado un Comité de Seguimiento, que irá explorando en sus reuniones nuevos ámbitos de colaboración, propuestos por cualquiera de las partes. La pandemia por coronavirus ha puesto a la industria farmacéutica y a la investigación que realiza bajo el foco de la sociedad general y en estos últimos años se ha entendido mejor, por ejemplo, la importancia de los ensayos clínicos, el valor de los medicamentos y vacunas o el potencial económico de este sector. Pero también hemos sido conscientes de queda mucho por hacer en materia de divulgación sanitaria y, en especial, sobre los medicamentos y todo su potencial.

¿Cuál es la situación de la formación de los profesionales sanitarios en nuestro país respecto al resto de la Unión Europea? ¿Cuáles son los principales problemas?

Los profesionales sanitarios españoles son de los mejor formados en el contexto internacional y en el seno de la UE. Esto se debe a diversas razones, entre ellas, al apoyo que desde la industria farmacéutica se brinda para la formación continuada y la actualización de conocimientos. Sin ir más lejos, las colaboraciones entre industria farmacéutica y agentes del sector alcanzaron el pasado año los 587 millones de euros, una cifra que demuestra la apuesta del sector por la investigación en España, una referencia internacional en ensayos clínicos, y por reforzar la calidad del Sistema Nacional de Salud (SNS).

La colaboración entre industria y profesionales sanitarios es particularmente importante, porque la investigación y el desarrollo de nuevos medicamentos y su uso adecuado no serían posibles en los términos actuales sin la estrecha y constante colaboración entre la industria y el sistema sanitario, tanto con las organizaciones sanitarias como con sus profesionales.

¿Cómo valora el papel del Consejo General de Médicos y su Fundación para la formación en este campo?

La formación de los médicos es fundamental a lo largo de toda su carrera. Por ello creo que Fundación para la Formación (FFOMC) es necesaria para el colectivo y hace un gran trabajo al detectar sus necesidades en áreas de conocimiento de tipo transversal, impulsar su implicación y motivación y mantener un foro de debate permanente, que ahora, con esta nueva alianza con Farmaindustria, podemos potenciar.Y ello sin perjuicio de la importante y acreditada actividad en formación continuada de los médicos que desarrollan las sociedades científicas, en sus respectivos ámbitos de conocimiento y especialidades, que cuentan también con nuestro apoyo y reconocimiento.

¿Cómo debe de ser la relación entre la industria farmacéutica y la profesión médica?

Pues debe ser cada vez más estrecha, siempre desde una perspectiva de respeto, transparencia y ética, porque es imprescindible para avanzar en la investigación y desarrollo de nuevos medicamentos, para apoyar la formación continuada de los facultativos y, como fin último, mejorar la esperanza y calidad de vida de los pacientes a través del avance científico y el buen uso de los fármacos. Es importante explicar a la sociedad que ésta es una relación legítima, regida por el Código de Buenas Prácticas de este sector, una referencia en autorregulación para muchos otros sectores.

Usted cumplirá en breve un año al frente de la dirección general de Farmaindustria ¿Qué balance hace?

Efectivamente, así es. Han sido meses de trabajo muy intensos, y muy gratificantes. Este es un sector apasionante, que no conocía en profundidad y del que sigo aprendiendo algo cada día. La verdad es que he llegado en un momento clave para esta industria, porque estamos en pleno desarrollo del Plan Estratégico de la Industria Farmacéutica 2023-2025, que tuvo como punto de arranque una reunión con el presidente del Gobierno y las ministras de Sanidad, Industria y Ciencia a finales de diciembre. Esta reunión fue un gran broche al final de 2022, pero también ha creado una importante agenda de trabajo para este año, en la que, como decía, ya estamos volcados.

Además, este 2023 Farmaindustria está de aniversario. 60 años representando a la industria farmacéutica establecida en España, tanto a nivel nacional como internacional, colaborando con las Administraciones Públicas y proporcionando servicios de valor añadido a los 140 laboratorios asociados. Sesenta años después, aunque es mucho lo que ha aportado la Asociación, tenemos que seguir trabajando por mantener el diálogo constante y constructivo con todos los agentes relacionados con este sector, pero, sobre todo, por potenciar la percepción pública de la industria farmacéutica y del medicamento, transmitiendo a ciudadanos, líderes de opinión y responsables públicos el valor que aportan los fármacos a nuestro progreso social y a nuestra calidad de vida.

Respecto al estado de la sanidad en general en nuestro país, que ahora vive tiempos convulsos. ¿Cuál es su opinión y por donde pasa la solución?

Creo que España tiene un gran sistema sanitario que hay que defender y que, lógicamente, necesita estar dotado de los recursos necesarios para su buen funcionamiento. Esto ha sido especialmente palpable en la pandemia. Una de las lecciones más importantes que nos ha dejado es que es necesario dedicar más recursos a la sanidad. España llegó a destinar un 6,5% de su PIB a sanidad, que poco a poco fue disminuyendo hasta quedarse en sólo un 6%. Hoy se habla de destinar al menos un 7% de nuestro PIB, es decir, aumentar en unos 12.000 millones de euros el presupuesto anual. No es una cifra caprichosa, máxime si tenemos que recuperar el terreno perdido y que nuestros vecinos europeos, con los que nos queremos comparar, destinan cifras superiores al 7,5%. Esto nos permitiría -con una buena gestión- ser capaces de dar respuesta a las principales demandas de pacientes y profesionales sanitarios, como son, por ejemplo, el refuerzo de las plantillas sanitarias, el refuerzo de la atención primaria o la financiación de los nuevos medicamentos.

¿Qué rol deben de jugar los pacientes en el ámbito de la innovación farmacéutica?

Los pacientes son la razón de ser de la innovación. En este sentido, desde Farmaindustria apostamos por pacientes formados e informados, que no sólo estén en el centro del sistema, sino que sean un agente más que participe en la toma de decisiones y desarrollo de las políticas y prestaciones sanitarias, lo que incluye la investigación y desarrollo de nuevos medicamentos. Los pacientes son la piedra angular para el desarrollo de nuevos tratamientos; no se puede hacer investigación sólo para los pacientes, sino con los pacientes. Desde Farmaindustria venimos desarrollando una intensa actividad de colaboración con organizaciones y entidades de pacientes desde hace más de una década con el objetivo compartido de canalizar la participación de pacientes en las actividades de investigación y desarrollo de nuevos medicamentos. Este trabajo ha dado como resultado, entre otros frutos, las guías de recomendaciones para articular la participación de los pacientes adultos y pediátricos en la I+D farmacéutica que hacen el proceso más cercano y sencillo de entender para ellos y sus familiares.

Información sobre el convenio suscrito entre CGCOM y Farmaindustria

Relacionados

TE PUEDE INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Más populares