jueves, febrero 29, 2024

Portal informativo de la Organización Médica Colegial de España

InicioProfesión médicaÁngela Nieto: “La presencia de las mujeres en Ciencia en posiciones de...

Ángela Nieto: “La presencia de las mujeres en Ciencia en posiciones de responsabilidad es mayor en España que en otros países”

Con motivo del día internacional de la mujer y la niña en la Ciencia, Médicos y Pacientes entrevista a María Ángela Nieto Toledano, científica española del CSIC y referente nacional e internacional en el campo de la biomedicina por sus investigaciones sobre los genes. Tal y como asegura en esta entrevista, «aunque queda mucho camino por recorrer, la presencia de las mujeres en ciencia en posiciones de responsabilidad es mayor en España que en otros países».

Nieto es doctora en Bioquímica y Biología Molecular, y desarrolla su labor en el Instituto de Neurociencias de Alicante —centro mixto del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) y la Universidad Miguel Hernández de Elche (UMH). Fue premio L’Oréal-Unesco en la categoría «La Mujer y la Ciencia por el estudio de los procesos embrionarios».


¿Cómo comenzó su interés en la ciencia y la investigación?
Siempre he querido ser científica. No conozco la razón, no tengo antecedentes familiares, pero desde muy pequeña quise tener un juego de Química, y lo conseguí yo creo que antes de los 10 años.

Ha recibido varios premios y distinciones a lo largo de su carrera. ¿Cómo ha influido este reconocimiento en su labor y en la visibilidad de las mujeres en la ciencia?
Los científicos recibimos los premios con mucho agradecimiento y cariño, porque son reconocimientos a un trabajo que es muchas veces ingrato en el día a día, pero maravilloso en su conjunto. Y nunca debemos olvidar que es el resultado del trabajo de muchas personas. Espero que los premios concedidos a mujeres sirvan no solo para dar visibilidad a las que ya estamos en ciencia, sino para inspirar a las siguientes generaciones, porque aún hay un sesgo importante en las disciplinas científicas y tecnológicas. Aunque parezca mentira, hay estudios que muestran que a los 6 años las niñas ya consideran que tiene menos capacidades que los niños para determinadas actividades.

¿Qué significó para usted ser la sexta mujer académica en la Real Academia de Ciencias?
Para ser sincera, una mezcla de incredulidad al recordar a la niña que quería ser científica, y grandes dosis de responsabilidad y agradecimiento. La sexta mujer en más de 170 años de historia es una anomalía, esto tiene que cambiar, y tengo que decir que ya está cambiando. La Real Academia de Ciencias ha aprobado nuevos estatutos en los que se contemplan medidas para paliar esta anomalía.

¿Qué la motivó a dedicarse al estudio de la transición epitelio-mesénquima y su relevancia en el cáncer y el envejecimiento?
Fue desde el estudio del desarrollo embrionario como llegamos al cáncer y ahí describimos la transición epitelio-mesénquima patológica.

¿Puede explicar de manera accesible el proceso de transición epitelio-mesénquima y su importancia en la comprensión del cáncer y las enfermedades del envejecimiento?
Es el mecanismo que utilizan las células del embrión para desplazarse desde su lugar de origen a los lugares donde dan lugar a distintos órganos. Lamentablemente, las células cancerosas utilizan este mecanismo propio del embrión para diseminarse desde el tumor primario y formar metástasis en otros órganos. Por eso, una vez demostrado que las células tumorales utilizan este mecanismo para diseminarse, el estudio de embriones en modelos animales nos ha ayudado mucho a entender mejor la biología de la célula tumoral. También hemos encontrado que estos procesos se reactivan durante la degeneración de órganos, como en las fibrosis, y lo entendemos como el resultado de pérdida de homeostasis, defectos en los mecanismos regulatorios que ocurren con el envejecimiento.

¿Cómo percibe la representación de las mujeres en el ámbito científico en España y a nivel internacional?
Aunque quizás no es la respuesta que se espera, la presencia de las mujeres en ciencia en posiciones de responsabilidad es mayor en España que en otros países de nuestro entorno. Nos queda mucho camino por recorrer, sobre todo en algunas disciplinas dentro y fuera de la ciencia, pero no pensemos, como siempre tendemos a hacer, que aquí estamos peor.

¿Qué consejo daría a las mujeres jóvenes que aspiran a carreras en la investigación científica?
Que vayan adelante, que se puede, que no hay ninguna razón para tirar la toalla y que busquen apoyo en su entorno, en su familia, en su pareja.
La conciliación es fundamental, pero entendida como reparto equitativo de tareas, no como ayuda, y encaminada al apoyo mutuo para el desarrollo personal y profesional.

¿Cómo cree que sus descubrimientos pueden impactar en la Medicina y la sociedad en general?
Como decía anteriormente, nos ha ayudado a entender mejor a la célula tumoral. Y es un orgullo que esto se reconozca en la comunidad científica internacional. Justo este mes pasado, ha aparecido en Nature Cell Biology un artículo recordatorio de los trabajos en los que desde España se describió en el año 2000 la transición epitelio-mesénquima en el cáncer.

¿Cuáles son sus perspectivas para el futuro de la investigación en su campo?
Las perspectivas son excelentes. Las nuevas tecnologías nos están permitiendo comprender los mecanismos íntimos del comportamiento celular, podemos saber qué está ocurriendo en cada célula y con eso entender la complejidad de la heterogeneidad tumoral, base de la respuesta a terapias. Estamos en un momento de grandes avances desde muchas disciplinas a la vez, y eso va a tener un impacto importante en los pacientes.

Del L’Oréal Unesco For Women in Science. ¿Cómo cree que este reconocimiento puede influir en la promoción de la igualdad de género en la ciencia?
Creo que L’Oréal y UNESCO hacen una labor única, sobre todo por la gran visibilidad que dan a los premios, con campañas a nivel mundial en las que las fotos de la premiadas aparecen en grandes paneles en los aeropuertos de todo el mundo. Como si fuéramos celebrities, pero con un mensaje puramente científico y de progreso. Para mí fue un poco raro, hasta un poco embarazoso, pero en realidad, daba igual que fuera yo o no, lo que quedaba era el mensaje.

¿Quiénes han sido sus modelos a seguir o fuentes de inspiración en su carrera científica?
No tenía referentes científicos, pero como dije al principio, de alguna manera, ni siquiera tuve que tomar la decisión. Y aunque no eran científicos ni universitarios, mis padres siempre han sido mis referentes. Su compromiso, su resiliencia, el entusiasmo y el cariño que ponían en todo siempre ha sido mi inspiración. Mi padre ya no está, pero mi madre, a sus 90 años me sigue impresionando, y lo pasamos genial juntas. Me acompaña muchas veces a distintos actos y si se trata de un premio, es cuando realmente éste cobra sentido para mí, puro agradecimiento a todo lo que ellos han hecho por mí, y ella lo disfruta mucho.

Relacionados

TE PUEDE INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Más populares