Lunes, 11 Diciembre 2017

Tras aumento de demanda de certificados de idoneidad

Vocales nacionales de A.P. exigen una adecuada política de RR.HH. para evitar que se marchen médicos

Los últimos datos sobre demanda de certificados de idoneidad para salir al extranjero ofrecidos por la OMC constatan que los médicos de familia son los que, en mayor número, han solicitado dicho documento en los primeros meses de 2016. La situación ha sido analizada por los representantes nacionales de A.P. de la corporación que coinciden en la necesidad de una adecuada política de Recursos Humanos (RR.HH.) para evitar que los profesionales se marchen del país en busca de mejores condiciones laborales

Madrid 24/07/2016 medicosypacientes.com/S.P.
Dres. Fumadó, Fernández-Pro, y Matas.

Las estadísticas recogidas en lo que va de año por el Departamento de Internacional de la Organización Médica Colegial (ver edición de hoy de MedicosyPacientes) reflejan que los médicos de familia solicitaron en los cinco primeros meses del año 120 certificados, seguidos de 51 por oftalmólogos, 37, anestesiólogos, y 25 los ginecólogos.La mayoría de solicitantes de estos certificados de idoneidad se encuentros entre los grupos de edad de 31 a 35 años, seguido de los profesionales de entre 36 y 40 años.

Desde las vocalías nacionales de A.P. Urbana; A.P. Rural y Médicos de Administraciones Públicas, representadas por los Dres. Vicente Matas; Josep Fumadó; y Antonio Fernández-Pro, respectivamente, se ha lamentado el incremento de solicitudes de certificados de idoneidad, un 22 % con respecto al mismo período del año anterior y se demanda una política de Recursos Humanos adecuada para evitar situaciones de este tipo.

El Dr. Vicente Matas, representante nacional de A.P. Urbana, se muestra convencido de que los médicos "huyen de los contratos eventuales por días, por horas, de lunes a viernes, de mes en mes, contratos a tiempo parcial, retribuciones muy bajas para la gran responsabilidad que se les exige, cargas de trabajo excesivas, acumulaciones de los profesionales ausentes... y muchas más deficiencias en nuestros Servicios de Salud". Así quedó demostrado, como recuerda, "en las encuestas sobre condiciones laborales realizadas por OMC y CESM".

El representante nacional de A.P. urbana ha instado a las Administraciones a "tomar buena nota de este dato y con urgencia ofrecer a nuestros jóvenes médicos contratos estables, a tiempo completo y con unas buenas condiciones para el ejercicio profesional, con ello conseguirán evitar que tantos emigren un año tras otro y a la vez brindar una mejor calidad asistencial a los Españoles, sin listas de espera desmesuradas en nuestros hospitales y sin saturación y demoras en las consultas de Atención Primaria".
 
Al representante de médicos de Admón. Públicas, Dr. Antonio Fernández Pró, califica de "alarmantes" las cifras de solicitudes de certificados de idoneidad difundidas por la OMC, a su juicio,"atribuibles a una mala política de RRHH por parte de los Sistemas de Salud, donde el recorte poco reflexivo e inmediato a primado a la política de gestión con palabras mayusculas".
 
"Hemos asistido en estos últimos años -añade el Dr. Fernández-Pro, a una precariedad en el empleo ofrecido a nuestros médicos jóvenes, que lo único que consiguió fue alcanzar estas cifras insólitas de emigración, de personal tremendamente cualificado".
 
De ahí su demanda de que "el resultado de una financiación insuficiente de los SNS y una tasa de reposición prácticamente del 0 %, debe modificarse de inmediato, si queremos mantener un SNS suficiente, universal y con calidad".
 
Por su parte, el Dr. Josep Fumadó, representante nacional de A.P. Rural,  recordó que, según datos de la OCDE, España cuenta con menos médicos de familia de los que debería, teniendo en cuenta el volumen de población a la que se atiende. La media gira en torno al 0´8 por cada mil habitantes, ocupando España el puesto número 20 de los 32 países más desarrollados del mundo. Ante lo cual, el Dr. Fumadó defiende que "si hay un buen sistema de Primaria, los sistemas sanitarios se comportan más eficientemente".
 
El vocal nacional de A.P. rural opina que España "es un productor de buenos médicos, tenemos buena formación en Medicina de Familia al igual que en otras especialidades", sin embargo, como lamenta, "a los futuros especialistas españoles les aflora la desconfianza al acabar los estudios de Medicina, entre otros motivos, por falta de reconocimiento social merecido y por la valoración económica del trabajo que desarrollan".