Campaña medicina rural

Martes, 29 Noviembre 2022

Enfermedades cardiovasculares en la mujer

24/04/2009

Los síntomas de las mujeres, la progresión de la enfermedad y los resultados de las enfermedades cardiovasculares en las mujeres, difieren de los factores de riesgo y de los perfiles que presentan los hombres

Madrid, 25 abril 2009 (medicosypacientes.com)

Según datos de la Sociedad Europea de Cardiología, la enfermedad cardiovascular presenta unas peculiaridades diferentes en hombres y mujeres. En el presente reportaje ofrecemos un resumen de estas características.

Enfermedades cardiovasculares en la mujer

La enfermedad cardiovascular (ECV) es la principal causa de muerte en las mujeres europeas, causando la muerte a un porcentaje más elevado de mujeres (55%) que de hombres (43%) y más que todos los cánceres combinados.

Los síntomas de las mujeres, la progresión de la enfermedad y los resultados de la ECV difieren de los factores de riesgo y de los perfiles que presentan los hombres.

Las mujeres con cardiopatía tienden a tener una ECV más tarde que los hombres, debido a los efectos cardioprotectores de los estrógenos, que juegan un importante papel hasta la menopausia. Después de la menopausia, los riesgos aumentan significativamente y tienen que prevenirse y manejarse de forma cuidadosa.

En las mujeres, la aparición de la ECV es más gradual, acompañada de fatiga, más que de los otros síntomas más conocidos, tales como dolor súbito de pecho, que predominan en los varones.

Además, las mujeres con ECV tienen más probabilidades de sufrir incapacidad debido a un ataque recurrente o a fallo cardiaco.

ECV: la amenaza nº1

La ECV es responsable de casi la mitad de todas las muertes en Europa (49%) y en la UE (42%).

La enfermedad coronaria sigue siendo la principal causa de mortalidad en varones mayores de 45 años y en mujeres de más de 65 años, en toda Europa.

El 51% de los pacientes muestran prematuramente manifestaciones clínicas de cardiopatía isquémica.

El 20% de los pacientes coronarios tenían un diagnóstico previo de diabetes.

Se estima que la ECV en su conjunto cuesta cada año a la economía de la UE 169.000 millones de euros.

La ECV es la principal causa de mortalidad en las mujeres en todos los países de Europa y es la principal causa de mortalidad en varones en todos los países europeos, a excepción de Francia y San Marino.

Una historia familiar de cardiopatía isquémica se considera un reflejo de componentes genéticos, bioquímicas y de conducta, que pueden predisponer a un individuo a tener un mayor riesgo de enfermedad cardiovascular.

Modificaciones del estilo de vida y de los factores de riesgo pueden reducir la morbilidad y mortalidad cardiovascular.

Los pacientes de cirugía coronaria que dejan de fumar tienen más probabilidades de sobrevivir.

Recomendaciones para la prevención de la ECV

  • Dejar de fumar
  • Optar por comidas sanas
  • Estar activo físicamente
  • Lograr un índice de masa corporal de menos de 25Kg/m2
  • Mantener unas cifras de presión arterial por debajo de los 140/90 mmHg
  • Una concentración de colesterol menor de 5.0 mmol/L
  • Una concentración de colesterol LDL menor de 3.0 mmol/L
  • Control de la glucosa sanguínea
  • Uso adecuado de fármacos profilácticos cuando sea necesario
  • Seguimiento estrecho de familiares de pacientes con enfermedad cardiovascular prematura

Bibliografía: Congreso de la Sociedad Europea de Cardiología (ESC). Estocolmo (Suecia), 3 a 7 de septiembre de 2005.

Enlaces relacionados: