Campaña medicina rural

Martes, 9 Agosto 2022

CESM-La Rioja: "Las condiciones laborales se han deteriorado sensiblemente con un mayor aumento de las cargas asistenciales y la obligada disminución del tiempo que se puede dedicar a cada enfermo"

17/04/2012

Desde el Sindicato CESM-La Rioja se explica cómo se han ido sucediendo los recortes desde 2009 que mayormente afectan a las retribuciones de los médicos y a su carrera profesional. Desde esta organización sindical se pone de manifiesto el progresivo deterioro de las condiciones laborales de los profesionales, mientras que se incrementan las cargas asistenciales y los tiempos de espera por parte de los pacientes

Madrid, 16 de abril 2012 (medicosypacientes.com)

-¿Podrían detallar los recortes aplicados al sistema sanitario en su Comunidad Autónoma?

-En mayo de 2009 el Gobierno de La Rioja anuló una parte del acuerdo sindical, provocando la suspensión el grado 4º de la carrera y el desarrollo profesional. Un año después, en mayo de 2010, se publica el Real Decreto-ley 8/2010, por el que se adoptan medidas extraordinarias para la reducción del déficit público. Se dice que la reducción global de salarios era del 5% pero en el grupo de los médicos estos recortes se situaron en torno al 10%. A consecuencia del anterior RD, a los MIR se les aplicaron los mismos recortes que al resto de los médicos, con una disminución de las pagas extraordinarias superiores al 40%. La disminución a la mitad del Fondo de Acción Social llevó en diciembre de ese mismo año a suspender la parte de los acuerdos sindicales que afectan al complemento por incapacidad temporal y maternidad por el que se completa la prestación de la Seguridad Social hasta el 100% de los haberes en los periodos de baja laboral. Desde entonces durante las bajas laborales se complementa durante los 3 primeros días de baja en el trabajo hasta el 50% de los haberes, del 4º al 15º día hasta el 75% y a partir del 16º día hasta el 100%.

En el año 2011 se estableció la congelación salarial. Se produjo una disminución, de casi a la mitad, de las horas de dedicación y de los recursos económicos para el mantenimiento de la actividad sindical. Drástica disminución de las sustituciones en las bajas y durante los periodos de vacaciones a lo largo dicho año. Suspensión de otra  parte de los acuerdos sindicales y en consecuencia se eliminan de los días adicionales de vacaciones por antigüedad recogidos en los mismos. Nueva suspensión de acuerdos, esta vez con la supresión del reconocimiento de los grados 1, 2 y 3 de la carrera profesional. Incorporación a la legislación autonómica de la exclusión del cobro de las guardias durante los periodos de baja laboral, a pesar de las numerosas sentencias ganadas en ese sentido en nuestra comunidad. Asimismo, prohibición de nuevas contrataciones y no renovación de las existentes así como la amortización de las plazas de los trabajadores que se jubilen,  como consecuencia del Acuerdo de Consejo de Gobierno de 29 de diciembre de 2011 por el que se adoptan medidas de planificación en materia de recursos humanos para los años 2012 y 2013.

La congelación salarial se mantiene en 2012. Redistribución de cupos en Atención Primaria con la amortización de plazas y reubicación de médicos en otros destinos y despido de interinos. Supresión de la actividad sustitutoria de las guardias en los mayores de 55 años en A. Especializada. Disminución de la cuantía del complemento específico modalidad B. Disminución de la cuantía del complemento de Productividad Variable. Además todvaía no se ha pagado la correspondiente a 2010.

-¿En qué cuestiones afecta, principalmente, a las condiciones laborales?

-Evidentemente, las condiciones laborales se han deteriorado sensiblemente con un mayor aumento de las cargas asistenciales y la obligada disminución del tiempo que se puede dedicar a cada enfermo. El desaliento y la crispación de los profesionales son crecientes al ver que cada día deben de trabajar en peores condiciones, con menos reconocimiento profesional y con unas retribuciones sensiblemente inferiores.

-¿Cómo repercuten éstas en la calidad asistencial?

-Paralelamente, al desaliento y crispación creados, los tiempos de espera y el colapso de los dispositivos de urgencias han aumentado en la misma proporción.

-¿Qué medidas piensa adoptar su sindicato a corto-medio plazo?

-Seguimos apoyando, informando y defendiendo a los profesionales y estamos estudiando las medidas a adoptar.

-¿Existe predisposición al diálogo por parte de los interlocutores administrativos? ¿Cuentan con los profesionales?

-El diálogo con la Administración es escaso y está muy lejos de lo deseable. Desde hace un tiempo en las mesas de negociación, cuando lo planteado por la Administración es admitido por los sindicatos sale con el nombre de acuerdo, pero cuando los sindicatos no están de acuerdo, la Administración da el tema por negociado y lo aplica por decreto.

Aunque  el artículo 38.10 de la Ley 7/2007 del Estatuto Básico del Empleado Público faculta a la Administración a suspender o modificar el cumplimiento de los acuerdos firmados “en la medida estrictamente necesaria para salvaguardar el interés público”, la Administración lo ha tomado como un cheque en blanco para hacer cuantos recortes considere oportunos sin mas explicación que las malas condiciones económicas que se están sufriendo. Por otro lado, cuando la capacidad legislativa y la ejecutiva está en las mismas manos tenemos todas las de perder.

-¿Existe una acción coordinada entre Sindicatos y Colegios de cara a hacer frente a la situación actual?

-No, no existe coordinación.