domingo, abril 14, 2024

Portal informativo de la Organización Médica Colegial de España

No menu items!
InicioActualidad sanitariaLa OMS asegura que solo uno de cada dos países de Europa...

La OMS asegura que solo uno de cada dos países de Europa y Asia central tienen políticas de alfabetización en salud digital

Un nuevo informe de la Oficina Regional de la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha mostrado que, a pesar de los avances en salud digital, aún existe una brecha sanitaria digital debido al despliegue y la adopción desigual de soluciones digitales que hacen que solo uno de cada dos países de Europa y Asia Central tengan políticas para mejorar la alfabetización en salud digital

«Nuestro análisis revela que solo la mitad de los países de la Región Europea de la OMS tienen políticas para mejorar la alfabetización en salud digital, lo que deja atrás a millones de personas. El acceso a herramientas digitales de salud solo es útil si sabes cómo utilizarlas», ha declarado el director regional de la OMS para Europa, el doctor Hans Henri P. Kluge.

En este sentido, el informe ‘Salud digital en la Región Europea: el viaje continuo hacia el compromiso y la transformación’, presentado en el segundo simposio de la OMS sobre el futuro de los sistemas de salud en una era digital en la Región Europea celebrado en Oporto (Portugal), ha pedido más inversión, innovación e inclusión urgentes para cosechar los beneficios que la salud digital tiene para ofrecer.

La brecha sanitaria digital significa que millones de personas en toda la región aún no pueden beneficiarse de la tecnología de salud digital. «Esta inequidad debe abordarse urgentemente mediante inversiones específicas en tecnología y desarrollando las habilidades y capacidades de los proveedores de salud para que todos puedan acceder y utilizar la tecnología sanitaria digital con confianza, en particular aquellos que tienen más probabilidades de beneficiarse», han señalado desde la OMS Europa.

«Es una triste ironía que las personas con habilidades digitales limitadas o nulas sean a menudo las que más se beneficiarán de las herramientas e intervenciones de salud digitales, como las personas mayores o las comunidades rurales. Es necesario abordar este desequilibrio para la transformación digital del sector de la salud», ha afirmado el director Regional de la OMS para Europa.

En este aspecto, el director ha asegurado que «está claro que la salud digital es el presente y el futuro de los sistemas de salud» pero que, «al igual que con la adopción de cualquier tecnología nueva, normalmente hay ganadores y perdedores». «Por eso es aún más importante que con la salud digital, un buque insignia del Programa de Trabajo Europeo de la OMS, garanticemos que todos ganen, todos se beneficien y que nadie se quede atrás», ha añadido.

El informe muestra que la gran mayoría de los países de la Región (44) cuentan con una estrategia nacional de salud digital, aunque es importante destacar que los 53 Estados miembros cuentan con legislación que salvaguarda la privacidad de los datos personales.

No obstante, también destaca importantes lagunas y áreas de mejora como, por ejemplo, que solo 19 países han desarrollado directrices sobre cómo evaluar las intervenciones de salud digital, lo cual es vital para garantizar que sean seguras y efectivas; y que poco más de la mitad de los países de la Región han desarrollado políticas de alfabetización digital en salud e implementado un plan de inclusión digital.

Además, solo 30 de los 53 países han introducido legislación para apoyar la telesalud durante la pandemia de COVID-19 y muchos países todavía carecen de una entidad dedicada a la supervisión de las aplicaciones móviles de salud (mHealth), en términos de calidad, seguridad y confiabilidad, y solo el 15 por ciento informa evaluaciones de programas de mHealth patrocinados por el Gobierno.

«Descubrimos que la pandemia de COVID-19 aceleró la adopción de herramientas de salud digitales , pero esta adopción fue desigual y, a menudo, sobre una base estratégica ‘ad hoc’ y no a largo plazo», ha asegurado el director regional de la OMS para Europa.

Por otro lado, algo más de la mitad de los países han desarrollado una estrategia de datos que regula el uso de Big Data y analítica avanzada en el sector sanitario. «Solo el 60 por ciento de los países han desarrollado una estrategia de datos que regula el uso de Big Data y análisis avanzado en el sector de la salud», ha señalado el director.

Asimismo, ha resaltado la importancia de la inteligencia artificial que «está remodelando el mundo tal como se conoce, incluida la atención sanitaria». «Ofrece avances sin precedentes en salud, desde diagnósticos más eficientes hasta tratamientos más seguros y una mejor vigilancia de las enfermedades», ha asegurado.

También ha destacado que esta nueva tecnología «tiene el potencial de mejorar la participación del paciente en su propia atención, así como de aumentar la velocidad y reducir el costo del desarrollo de nuevos tratamientos farmacéuticos».

No obstante, a pesar de sus beneficios ha añadido que «el ascenso y la adopción de la IA deben regularse y gestionarse cuidadosamente para garantizar la equidad y la transparencia, y esto debe hacerse por consenso, para evitar un escenario en el que el ganador se lo lleva todo».

«Nuestro informe muestra claramente nuestro progreso y dónde ahora debemos centrar nuestra atención: en garantizar que las personas puedan confiar en las herramientas de salud digitales y que todos, en todas partes, puedan acceder a ellas por igual. Esto requiere prestar especial atención a las mujeres y las niñas que, en muchas sociedades, a menudo quedan excluidas del acceso a los últimos avances tecnológicos», ha explicado por su parte la directora de Políticas y Sistemas Nacionales de Salud de la Oficina Regional de la OMS para Europa, la doctora Natasha Azzopardi-Muscat.

Así, la doctora ha insistido en que «cerrar la brecha de género en materia de habilidades digitales es fundamental para aprovechar los posibles beneficios para la salud que dichas tecnologías pueden aportar a las mujeres y las niñas y, a través de ellas, a sus comunidades y a la sociedad en general».

EL CAMINO HACIA LA SALUD DIGITAL LIDERADO POR EUROPA

A pesar de que aún queda un largo camino por recorrer para que todos los países de la región europea y Asia central logren una transformación de salud digital completa, el director regional de la OMS para Europa ha asegurado que «la gran mayoría de los países de la Región de Europa ya cuentan con una estrategia de salud digital, utilizan algún tipo de registros médicos electrónicos y cuentan con legislación que salvaguarda la privacidad de los datos personales».

En este sentido, ha apuntado que «la Región de Europa puede, y debe, ser líder en salud digital porque parte de una posición sólida». Además, se ha comprobado que la tendencia recurrente a la falta de alfabetización en salud digital es «la falta de recursos financieros para financiar el vital seguimiento y evaluación de las intervenciones de salud digital que se requieren para mejorar los modelos y algoritmos».

Entre las recomendaciones para avanzar en el camino hacia la transformación en salud digital destacan: proporcionar acceso a banda ancha confiable y de bajo coste para todos los hogares y todas las comunidades; garantizar que los datos de salud estén seguros y protegidos para ayudar a generar y mantener la confianza en las herramientas e intervenciones de salud digitales; y hacer que las herramientas de salud digitales, incluidos los registros electrónicos de pacientes, sean interoperables dentro y entre países.

Por último, el director regional ha avanzado que la OMS Europa ha firmado «una carta de intención con el Gobierno portugués para abrir una nueva oficina de la OMS en Oporto» que se encargará, entre otras cosas, «de un proyecto especial sobre tecnología sanitaria y espíritu empresarial».

Relacionados

TE PUEDE INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Más populares