martes, abril 16, 2024

Portal informativo de la Organización Médica Colegial de España

InicioProfesión médicaEl trasplante renal se incrementó un 8,5% en el último año

El trasplante renal se incrementó un 8,5% en el último año

El incremento de un 8,5 por ciento del trasplante renal en España durante el último año permitió al 67% de las personas en lista de espera recibir un órgano, según datos ofrecidos en el XLVI Congreso Nacional de la Sociedad Española de Nefrología (SEN) que se celebra en Oviedo

En 2015 se realizaron en España 388 trasplantes renales de donante vivo, cifra ligeramente inferior a la del año anterior, donde hubo un crecimiento muy alto. En cualquier caso, es la segunda mejor cifra en la serie histórica, desde que comenzara el programa en 1991 y suponen ya el 13% del total de trasplante renal, que se incrementó un 8,5% en nuestro país en 2015 y permitió al 67% de las personas en lista de espera recibir un órgano, según los datos de la SEN.

 
Las mujeres representan el 64% de los donantes vivos de riñón en España. La mayoría de receptores de trasplantes de riñón de donante vivo son, sin embargo, hombres, el 62%, pues la Enfermedad Renal Crónica (ERC) afecta sobre todo a los varones (2/3 del total). En la mitad de los casos, la relación de donante y receptor es genética. En el treinta por ciento, la relación es de pareja. Son datos del Registro Nacional de Trasplante de Vivo que se han puesto en común y debatido estos días en Oviedo, en el marco del XLVI Congreso de la Sociedad Española de Nefrología (S.E.N.), que reúne estos días a más de mil especialistas en Oviedo.
 
En este encuentro participó como ponente el doctor Fernando Cosío que desarrolla su labor profesional en la Clínica Mayo de Minnesota, en la que se realizan el 82% de todos los trasplantes renales que se hacen en EE.UU, frente al 35% de la media de este país, y el mencionado 13% de media española. Invitado para hablar sobre su experiencia, Cosío aseguró que es muy importante fomentar el donante vivo, tanto entre pacientes como entre profesionales. “Hacer el trasplante de un donante vivo supone mayor complejidad y trabajo, pero repercute en mayores beneficios, no sólo para el paciente, pues la supervivencia del injerto a diez años es superior a la del trasplante de donante fallecido, sino también para el sistema, ya que es más costoeficiente que la diálisis”.
 
A su juicio, España está haciendo un gran esfuerzo para realizar un cambio de enfoque. “Desde hace años se viene realizando un trabajo encomiable con las donaciones de paciente fallecido, campo en el que España es referente mundial, pero es necesario un cambio de filosofía y convencerse de que, entre los trasplantes, el mejor es el procedente de donante vivo, tanto para jóvenes como para pacientes de edad avanzada, poco a poco esta idea va calando”, ha concretado el especialista asturiano.
 
La tasa de donante vivo de riñón es de 8,3 por millón en España. La de donante para trasplante de riñón total asciende a 39,7 por millón. El 13% es trasplante de vivo. EL resto, trasplante de donante fallecido, suponiendo el 15,7% por ciento la donación en asistolia (parada cardiorrespiratoria). Por comunidades autónomas, Cataluña, con una tasa de 21,31 trasplantes de vivo por millón de pacientes, va a la cabeza, seguida de Galicia y País Vasco.
 
La edad media del donante es 52,2 años, algo más de diez años que la media del donante en EE.UU, y la del receptor 46,6. El 95,5 de receptores de trasplantes de vivo es adulto. De los niños, el 79 por ciento de donantes son mujeres y el resto varones. Y el receptor es varón en el 79 por ciento de los casos. El donante suele ser la madre en un 64% y el padre en un 14%. En el resto de casos, hay otro tipo de filiación genética (hermano, abuelo, tío,…).
 
Relacionados

TE PUEDE INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Más populares