sábado, junio 15, 2024

Portal informativo de la Organización Médica Colegial de España

InicioOMCEl ICOMEM censura la forma en la que la Consejería ha comunicado...

El ICOMEM censura la forma en la que la Consejería ha comunicado la jubilación forzosa a cientos de médicos madrileños

La Junta Directiva del Colegio Oficial de Médicos de Madrid (Icomem) quiere expresar su más rotundo rechazo a la manera en la que se ha producido la comunicación de jubilación forzosa de cientos de médicos (se estiman unos 700) que trabajan en los hospitales de la red pública madrileña por parte de la Dirección General de Recursos Humanos de la Consejería de Sanidad

Madrid, 6 de mayo de 2013 (medicosypacientes.com)

El 30 de abril, víspera del 1 de mayo, Día del Trabajo, cientos de profesionales con una dilatada carrera en la sanidad pública madrileña, algunos con más de 40 años trabajando en los hospitales de Madrid, recibieron una carta del director general de Recursos Humanos, D. Armando Resino, donde se les comunicaba su jubilación forzosa a partir del 15 de mayo, y a partir del 1 de mayo se les instaba a disfrutar de las vacaciones correspondientes, hecho éste último que no todos los profesionales harán para atender a sus pacientes.

De esta manera se daba por finalizada una relación laboral con unos profesionales que han participado durante años con su labor asistencial, capacidad docente e inquietud investigadora en el desarrollo de una de las mejores sanidades del mundo.

Sin entrar a analizar lo injusto que puede ser este proceder, el Colegio de Médicos de Madrid considera que esta forma de comunicación constituye un trato innecesariamente vejatorio. Hubieran sido deseables unas palabras de aliento y reconocimiento por parte de los dirigentes hacia estos compañeros.

Con esta actuación, la Administración sanitaria madrileña vuelve a evidenciar una actitud de desprecio hacia el colectivo médico, después de las repetidas bajadas retributivas en los últimos meses, la conversión en jornada ordinaria de las horas extraordinarias o el acometer una reforma del sistema sanitario madrileño sin tener en consideración las propuestas de los diferentes colectivos profesionales, incluido el Colegio de Médicos.

El Icomem lamenta, una vez más, que la gestión de la Sanidad se haga sin escuchar, respetar o ni siquiera considerar a los médicos, y recuerda a los políticos y gestores, completamente ajenos a la Medicina real, que el hecho sanitario se basa en el médico, en su conocimiento, punto de vista, estudio, sacrificio y experiencia, y que la pérdida de este capital repercutirá en la asistencia de los pacientes.

Muchos de estos profesionales son médicos de enorme experiencia que llevan a cabo una labor insustituible, cuya marcha supone una pérdida que, en muchos casos, la sociedad madrileña y los pacientes no se pueden permitir.

Además, la corporación médica avisa de que muchos servicios o unidades quedan huérfanos, y recuerda que una posible mala gestión y las premuras por conseguir el ahorro fácil no están exentas de consecuencias para los pacientes. Mientras que el resto de los trabajadores españoles han de prolongar su actividad hasta los 67, la Administración sanitaria debería explicar cómo es capaz de perder activos tan valiosos por su experiencia y magisterio.

Asimismo, el Colegio cree que es una irresponsabilidad no haber programado el abandono de estos profesionales del sistema, y que éste se produzca de forma sorpresiva implica, además, un desprecio hacia los pacientes que este mismo lunes ya no encontrarán a sus médicos, y posiblemente a ningún otro facultativo con su experiencia, peso o preparación.

La corporación médica madrileña quiere reconocer la labor de estos profesionales despedidos, pilares de la Medicina moderna en Madrid y en España, y agradecerles su enseñanza y dedicación, fundamental para que Madrid disfrute hoy de servicios punteros de primer nivel científico y asistencial.

Insiste en que en muchos casos son pérdidas irreparables para el sistema, les recuerda que el Colegio seguirá siendo su casa, y censura esta actitud de desprecio con la que ha actuado la administración sanitaria hacia estos profesionales.

Las Vocalías de Medicina Privada de la OMC en contra del Real Decreto de Jubilaciones

Las vocalías de medicina privada por cuenta propia y ajena analizaron en una asamblea conjunta la publicación del Real Decreto 5/2013 de 15 de marzo de medidas para favorecer la continuidad de la vida laboral de los trabajadores de mayor edad y promover el envejecimiento activo, al que mostraron su absoluto rechazo y solicitan al Gobierno que paralice su aplicación

El colectivo reunido en la asamblea en la sede de la OMC, a la que asistió también el presidente de la corporación, Dr. Juan José Rodríguez Sendín, mostró su sorpresa e indignación por la reciente publicación del Real Decreto  5/2013 de 15 de marzo mediante el cual, sin previo debate ni posibilidad de alegaciones,  se cambian las condiciones de los médicos  para poder seguir ejerciendo tras la jubilación.

Desde el colectivo médico se solicita al Gobierno  la paralización de la aplicación de este decreto o que al menos se arbitren amplios plazos de aplicación, de varios años,  para no perjudicar de forma irreversible a  quienes en su proyecto vital han optado por prolongar el ejercicio profesional más allá de la jubilación, y dar opción a buscar otras alternativas a los médicos más jóvenes, que quedarían advertidos del cambio de las condiciones para cuando accedan a la jubilación.

Consideran este texto «un atentado al ejercicio profesional que rompe el plan de vida  de muchos profesionales  jubilados en los últimos años o que lo harán  próximos, al cambiarles las reglas del juego  en cuanto a las condiciones de jubilación con las que han hecho su proyecto de vida sin poder encontrar alternativas».

El Secretario General de AMYTS envía una carta de rechazo estas medidas «injustas e injustificadas»

Julián Ezquerra, secretario general de la Asociación de Médicos y Titulados Superiores de Madrid (AMYTS) en una carta remitida a sus compañeros muestra su más absoluto rechazo a estas medidas que considera «injustas e injustificables, basadas en criterios políticos y no en evidencias» y anuncia que denunciarán ante los tribunales las jubilaciones indiscriminadas y la privatización de hospitales públicos.

Relacionados

TE PUEDE INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Más populares