jueves, febrero 29, 2024

Portal informativo de la Organización Médica Colegial de España

InicioEn portadaDra. Mª Isabel Moya: “El profesionalismo médico es para la medicina lo...

Dra. Mª Isabel Moya: “El profesionalismo médico es para la medicina lo que el esqueleto óseo es para una persona”

Mª Isabel Moya, vicepresidenta primera del Consejo General de Médicos (CGCOM), es la coordinadora del espacio “Transformación digital y práctica clínica” de la próxima edición de la Escuela de la Profesión Médica que se celebra en Santander a partir del 20 de septiembre.

Con este motivo, “Médicos y Pacientes” entrevista a la radióloga para hablar de profesionalismo, transformación digital y formación médica continuada.

La esencia de este evento es trabajar las herramientas transversales del ejercicio profesional de la Medicina, ¿qué van a aprender las personas que asistan a esta nueva edición de la Escuela de la Profesión Médica?

La escuela de la profesión médica pretende ser un espacio común de reflexión y análisis de asuntos, temas o problemáticas que los colegios de médicos han considerado de interés, bien por su actualidad, bien por su repercusión para el ejercicio de la medicina o porque hayan generado conflictividad social o colegial.

Aprendemos a debatir serenamente, a escuchar opiniones expertas, a contrastar experiencias, y así llegar a una conclusión sobre el estado de arte de un tema, actualizarte en él o simplemente evidenciar la necesidad de iniciar una línea de trabajo o investigación.

Normalmente en estos foros se aprenden muchas nociones jurídicas y organizativas y se remueve la conciencia en los valores del profesionalismo médico.

No hay demasiadas iniciativas en este ámbito. Además de los colegios de médicos ¿Quiénes deben promover esta formación? ¿Debe de estar la Administración implicada?

Todos los implicados en la salud de los ciudadanos tendrían la obligación de fomentar estos espacios de crecimiento profesional. Esto incluye a las organizaciones profesionales científicas y sindicales y, por supuesto, también a las administraciones como prestadores de asistencia sanitaria que son.

No obstante, el hábitat natural para abordar cuestiones que pueden afectar a la profesión médica en general y/o se considera formación transversal es, sin duda, este, el de los colegios de médicos representados en la Organización Médica Colegial.

¿Por qué es tan importante el profesionalismo médico? ¿Está presente en las facultades de medicina?

El profesionalismo médico es para la medicina lo que el esqueleto óseo es para una persona, es su eje, su sustento, su equilibrio.

Sin este conjunto de valores y compromisos un médico podrá poseer un título y desempeñar una ocupación que lo exija, pero le faltará lo esencial para prestar una atención médica de calidad.

Mi opinión es que la importancia y relevancia que esta materia tiene en las facultades de medicina y a lo largo de la formación especializada es claramente insuficiente. Hay un amplio margen de mejora para equilibrar mucho más la formación en ética y deontología con la adquisición de competencias y habilidades teórico-científicas.

¿Cómo puede la transformación digital mejorar la atención al paciente? ¿Qué aspectos deben tenerse en cuenta?

Puede y mucho; la transformación digital en salud es un medio que tenemos a nuestro alcance para dar un giro radical a la medicina que practicamos y al sistema sanitario que gestiona esta atención.

Las herramientas tecnológicas basadas en ciencias informáticas avanzadas que integran múltiples datos pueden hacer realidad una medicina personalizada de precisión que optimice el tratamiento farmacológico y minimice los efectos secundarios, elegir grupos poblacionales de riesgo para aplicar medidas selectivas preventivas para una determinada enfermedad, predecir enfermedades, realizar diagnósticos automatizados, entre otras muchas aplicaciones clínicas.

Con grandes bases de datos compartidos podemos desarrollar políticas de salud pública preventivas, orientadas a conseguir un mejor estado de salud. Por supuesto, los pacientes pueden beneficiarse si el médico dispone de información sin barreras cuando la historia clínica electrónica compartida sea una realidad, no haya barreras entre CC. AA., entre países, entre centros sanitarios, sean estos públicos o privados; el paciente se beneficia si se le puede atender a distancia siempre que el contexto clínico lo permita.

Si la implementación es correcta, al profesional se le puede eliminar mucha tarea burocrática y repetitiva y podrá dedicar más tiempo a hacer lo que aporta valor y a relacionarse más y mejor con los pacientes.

Al final, consiste en aprovechar estas herramientas para mejorar la gestión de la atención, mejorar la accesibilidad al sistema y hacer medicina de valor.

¿Cuáles son las claves y objetivos de los próximos años en este ámbito? ¿Qué agentes deben liderar esta evolución?

La clave es “cómo hacerlo “, cómo se lleva a cabo la implementación de estas herramientas; siempre es lo más complicado pasar de la teoría a la práctica. Es muy importante que por parte del SNS se estandarice la evaluación de la adopción de la tecnología y de las herramientas que realmente aporten valor y beneficio, porque es increíble la explosión de tecnología, apps, aplicaciones, etc., que no han demostrado su beneficio, todavía.

Es clave contar con la opinión de los profesionales y ciudadanos que deben estar implicados al máximo y deben liderar esta evolución. También es clave disponer de un Plan de formación en nuevas competencias digitales, tanto dirigido a los profesionales como a los usuarios. Y, sin duda, el primer objetivo a alcanzar es conseguir un nivel de interoperabilidad de los sistemas de información que nos demuestre que la transformación ha llegado y es posible.

¿Cómo puede España contribuir durante la Presidencia española de la Unión Europea a que se avance en la transformación digital sin perder de vista la seguridad de los pacientes?

Es una oportunidad durante este periodo de Presidencia Europa dar luz verde al reglamento de espacio europeo de datos sanitarios con un texto final que posibilite un marco común de atención sanitaria transfronteriza y estandarización de la historia clínica electrónica e impulse la innovación e investigación, con el uso secundario de los datos sanitarios, sin que existan pérdidas de derechos de los ciudadanos, riesgos en cuanto a su privacidad y se garantice su seguridad por encima de intereses comerciales o políticos y no se obvien los principios de la ética en el ejercicio de la medicina.

Nosotros desde el CGCOM, y me consta que muchos otros agentes de la sociedad civil, hemos hecho aportaciones y alegaciones en este sentido. Nos tienen a su disposición para ofrecer nuestra visión y experiencia.

En este contexto, es muy importante trabajar en los aspectos de ciberseguridad en el sector sanitario para proteger a los ciudadanos y profesionales y, en este sentido, España debería impulsar la implementación de una cartera de identidad digital descentralizada que ayude a los ciudadanos y profesionales a interactuar en este entorno digital de forma fácil, transparente y segura.

Relacionados

TE PUEDE INTERESAR

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Más populares