Martes, 11 Agosto 2020

Crisis COVID-19

La OMS avisa de que en las últimas dos semanas han aumentado un 10% los nuevos casos de COVID19 en la mitad de Europa

El director regional de la Organización Mundial de la Salud (OMS) para Europa, Hans Henri P. Kluge, ha avisado de que, aunque los casos semanales del nuevo coronavirus se han reducido en un 50 por ciento y las muertes en un 87 por ciento desde principios de abril, los nuevos contagios se han incrementado en la mitad de los países de Europa en un 10 por ciento en las últimas dos semanas

Madrid 09/07/2020 medicosypacientes.com

Por este motivo, Kluge ha señalado que abrir las fronteras y eliminar las medidas de restricción de la movilidad "no significa bajar la guardia" por lo que ha instado a los países a seguir implantando las iniciativas que han demostrado "mantener a raya al virus", las cuales se basan, principalmente, en encontrar, aislar, tratar y seguir a los contactos de los casos positivos.

Además, el experto ha recordado a la población la importancia de protegerse a sí misma y a los demás. "Debemos recordar y repetir las reglas de oro de distanciamiento físico, practicar higiene de manos, cubrirse la tos, quedarse en casa cuando está enfermo, usar mascarillas cuando sea apropiado y obtener información de fuentes fiables", ha dicho.

Y es que, tal y como ha avisado, el coronavirus "no se ha ido" y va a aprovechar "cualquier grieta" en las defensas. De hecho, ha asegurado que los brotes que se están produciendo en Europa demuestra que el comportamiento de las personas determina la propagación del virus.

"Con el verano sobre nosotros, más socialización y viajes y el regreso a la escuela y los lugares de trabajo aumentarán el riesgo de un resurgimiento de Covid-19 en las próximas semanas", ha advertido, para recordar que se acerca la temporada de gripe y destacar la necesidad de vacunar a las personas más vulnerables y a los profesionales sanitarios.

Del mismo modo, Kluge ha subrayado la importancia de que los países adopten un enfoque "más eficaz e integrado" de la salud, con el fin de que vaya "de la mano" de la recuperación económica. "La salud no se va en contra de la economía: no salud significa no economía", ha zanjado.