Martes, 18 Febrero 2020

Aprobada en el Congreso

Dr. Gómez Sancho: “La ley de cuidados paliativos quedará en papel mojado, si no tiene partida presupuestaria"

El Congreso dio luz verde a la proposición de Ley que busca regular en España los derechos y garantías de la dignidad de la persona ante el proceso final de su vida. El Dr. Marcos Gómez Sancho, coordinador del Observatorio de Atención Médica al Final de vida de la Organización Médica Colegial,  valora positivamente este paso aunque señala que “si no tiene partida presupuestaria, quedará en papel mojado” 

Madrid 21/12/2018 medicosypacientes.com / R. M. Platel
Tres de cada cuatro personas van a necesitar atención paliativa al final de su vida.

Todos los partidos, a excepción de PNV, PDeCAT y ERC, apoyaron este texto, impulsado por Ciudadanos, que comenzará ahora su tramitación en el Senado, y que el Dr. Gómez Sancho considera que “llega muy tarde y viene a cubrir una demanda histórica de 30 años”. El experto reconoce que “nos preocupa que no tenga asignada una partida presupuestaria, porque es necesario que se pongan en marcha recursos humanos y camas hospitalarias”.

Según las cifras que maneja la Sociedad Española de Cuidados Paliativos, tres de cada cuatro personas van a necesitar atención paliativa al final de su vida. Estas prácticas proporcionan una atención integral tanto del paciente como de sus familias, no solo durante los últimos días, sino desde el inicio del proceso, continuando esta atención en el periodo de duelo. 

Además, tal y como explica el Dr. Gómez Sancho, el 80% de la necesidad global de cuidados paliativos se circunscribe en países con un poder adquisitivo medio-bajo. Además, las previsiones constatan que para 2040 la proporción de habitantes que necesitarán cuidados paliativos en el mundo se situarán entre el 25% y el 47%.

Esta forma de atención ha demostrado ampliamente que mejora la calidad de vida tanto del paciente como de sus cuidadores, disminuyendo el sufrimiento del paciente y su familia, evitando actuaciones innecesarias y primando los valores y preferencias del enfermo.

Además, se estima que la instauración de programas de Cuidados Paliativos, acorde a las necesidades actuales en nuestro país, podría reducir entre un 10%-20% el gasto social y sanitario. Este importante ahorro económico podría ser empleado para mejorar la calidad de vida de una sociedad cada vez más envejecida y con más riesgo de enfermar.

La atención paliativa se proporciona en muchos ámbitos (domicilio, hospitalización, centros residenciales…), y su aplicación es competencia de todos los profesionales del ámbito social y sanitario. Solo en aquellos casos de complejidad media y elevada (lo que supone dos tercios de todos los pacientes con necesidades de atención paliativa) sería necesaria la atención desde recursos específicos de Cuidados Paliativos.

En España, el desarrollo de los cuidados paliativos es escaso y tremendamente irregular, lo que ocasiona que mueran al año más de 75.000 personas sin acceso a una forma de atención que podría haber disminuido un sufrimiento evitable. Esto tiene, evidentemente, un impacto terrible en la persona enferma y, a su vez, produce un grave daño en sus cuidadores. 

Desde hace muchos años, SECPAL sigue defendiendo la necesidad de la creación de recursos específicos con médicos, enfermeras, psicólogos y trabajadores sociales, la creación del área de capacitación específica y de sistemas acreditativos para todos estos profesionales, así como la implantación de formación en cuidados paliativos en las universidades para todos los profesionales que trabajan en este campo.