Campaña medicina rural

Sábado, 28 Enero 2023

Mario Mingo y Jesús Aguirre coinciden en la necesidad del consenso para hacer la reforma sanitaria

20/02/2012

Los doctores Mario Mingo, presidente de la Comisión de Sanidad del Congreso de los Diputados, y Jesús Aguirre, portavoz de Sanidad del PP en el Senado, han coincidido en la necesidad de llegar a un consenso con todas las fuerzas políticas para hacer la reforma sanitaria necesaria. Así lo han puesto de manifiesto ambos en la presentación del libro “Ideas para la reforma sanitaria”, editado por la Fundación Bamberg, que recoge las propuestas presentadas por expertos sanitarios y políticos, durante la “I Conferencia General sobre Sostenibilidad del Sistema Sanitario en España”

Madrid, 21 de febrero de 2012 (medicosypacientes.com)

Los doctores Mario Mingo, presidente de la Comisión de Sanidad del Congreso de los Diputados, y Jesús Aguirre, portavoz de Sanidad del PP en el Senado, han coincidido en la necesidad de llegar a un consenso con todas las fuerzas políticas para hacer la reforma sanitaria necesaria. Así lo han puesto de manifiesto ambos en la presentación del libro “Ideas para la reforma sanitaria”, editado por la Fundación Bamberg, que recoge las propuestas presentadas por expertos sanitarios y políticos, durante la “I Conferencia General sobre Sostenibilidad del Sistema Sanitario en España”

El presidente de la Fundación Bamberg, Ignacio Para, presentó el acto en el que participaron también el doctor Jose Manuel Bajo Arenas, presidente de la Federación de Asociaciones Científico Médicas Españolas (FACME) y El doctor Alberto de la Rosa, director general del grupo empresarial de gestión sanitaria Ribera Salud, ambos participes del libro de la Fundación Bamberg en el que han colaborado políticos, economistas, profesionales del sector sanitario, representantes de la industria y asociaciones de pacientes.

El doctor Mario Mingo se refirió al acuerdo de todos los implicados en el diagnóstico de la situación, pero dijo que lo difícil es el tratamiento para que lo que abogó por “un plus de imaginación” y voluntad clara de lo que “todos estamos dispuestos a hacer”.

El presidente de la Comisión de Sanidad del Congreso de los Diputados expresó su satisfacción por la disposición de la Ministra Ana Mato a llegar a acuerdos con todas las fuerzas políticas y su deseo de que, tras la próxima reunión del Consejo Interterritorial, se sienten las bases para alcanzar un acuerdo, un Pacto de Estado, y que el Congreso apruebe las leyes necesarias para la reforma.

Por su parte, el doctor Jesús Aguirre dijo que, si partimos de la base de que es prioritario la sostenibilidad del SNS, habrá que hacer un diagnóstico para saber cuál es el problema del déficit, averiguar los errores que hemos cometido a lo largo de estos años, en qué excesos hemos incurrido y ver qué hemos hecho bien.

Para el portavoz de Sanidad del PP en el Senado, el tratamiento incluye medidas coyunturales, que tienen que tomar las CC.AA para afrontar el día a día, y medidas estructurales de futuro, centradas en establecer criterios de gestión e incentivación para los profesionales, decisiones más técnicas de macro gestión sanitaria para alcanzar la máxima eficiencia y optimizar la demanda por parte de los pacientes porque “una mala utilización del SNS encarece el propio sistema”.

“Rajoy –afirmó- ha tomado decisiones sabiendo que tenemos elecciones en la Junta de Andalucía porque es mucho más importante mirar al futuro y no perder tres o cuatro meses a la hora de tomar medidas legislativas. Esto, la ministra de Sanidad lo tiene muy claro y los pactos a los que va a llegar, no solamente políticos, sino con las CC.AA, van a ser importantísimos para crear la simiente de estos cambios estructurales a nivel sanitario”. Y abogó por conseguir en sanidad un Pacto de Estado similar al Pacto de Toledo porque “sería imperdonable que los políticos no tomáramos decisiones mirando al futuro. La población española nos lo demandaría”.

El Doctor Aguirre defendió una sanidad pública, gratuita y universal, así como fórmulas de provisión mixtas, público-privada, que se están realizando en varias comunidades autónomas con éxito. El traslado de la demanda y recursos hacia la Atención Primaria, historia clínica interoperable y la potenciación de la prevención fueron otras de las propuestas que defendió el senador para la reforma sanitaria.

El presidente de la Federación de Asociaciones Científico Médicas Españolas (FACME), Jose Manuel Bajo Arenas, puso de manifiesto que el “modelo del SNS que ha sido muy saludable, ahora está enfermo” y la solución pasa, en primer lugar, por conocer la dimensión real del gasto y ver si existe voluntad política de inyectar más dinero”.

Abogó por un Consejo Interterritorial, más ejecutivo y con capacidad financiera, y por un Pacto político para “salvar un sistema muy bueno que peligra”. Defendió la convivencia de la sanidad pública y la privada porque “nos vamos –dijo- a necesitar todos para sacar esto adelante”.

El presidente de la Fundación Bamberg, Ignacio Para, dio las gracias a todos los participantes en la Conferencia General sobre la Sostenibilidad del Sistema Sanitario en España, y sus aportaciones sobre las posibles medidas de mejora, tanto de la financiación como de su eficiencia y calidad. Y relató las 33 propuestas claves más relevantes que se recogen en el libro “Ideas para la reforma sanitaria”, de consenso –dijo- mayoritario.

Dar prioridad política a la salud porque “la sanidad es un valor estratégico de un país”  y la necesidad de liderazgo del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, con un Consejo Interterritorial con carácter ejecutivo  que de solución a la compleja realidad de las diferentes comunidades autónomas, así como una refundición de la legislación  sanitaria de la CC.AA en una legislación estatal que de respuesta al “galimatías de leyes, de derechos y deberes”, son las primeras ideas que aporta el libro y que resumió Ignacio Para.

Otras son: financiación finalista por parte del Estado; agencia de evaluación única con participación de los profesionales sanitarios; resolver el aseguramiento universal de todos los españoles; cartera única de prestaciones que eviten los 17 planes distintos de salud; garantizar la interoperabilidad de los sistemas de información sanitaria; desarrollar la gestión clínica y la gestión por procesos poniendo el foco en los más relevantes; autogestión de los centros con herramientas de gestión empresarial, con cuenta de resultados económicos y resultados en salud; libre elección de médico y centro; reconversión del sistema para cambiar la orientación actual hacia los agudos por una orientación a los crónicos, e incentivos para los médicos y sanitarios en función de sus resultados.

En el libro, han hecho aportaciones, además de Jesús Aguirre y José Manuel Bajo Arenas, Manuel Cervera, portavoz de Sanidad del PP en el Congreso; Luis Rosado, conceller de sanidad de la Comunidad Valenciana; los ex consejeros de sanidad Fernando Lamata, Marina Geli y Eduard Rius; de José Luis Lancho de León, economista del Estado; Juan José López-Ibor, director del Instituto de Psiquiatría y Salud Mental; Julián Ezquerra, secretario general de AMYTS, y Miguel Carrero, presidente de Previsión Sanitaria Nacional, entre otros.

  • Incluimos el documento resumen de las propuestas