Sábado, 15 Agosto 2020

Dra. Ferrer: “Perspectiva incierta para el nuevo año”

Dra. Ferrer: “Perspectiva incierta para el nuevo año”

Artículo

La Dra. Concha Ferrer, presidenta del Colegio de Médicos de Zaragoza,  reflexiona sobre los retos de 2020 en Aragón en este artículo publicado en un especial de ‘Heraldo de Aragón’

Zaragoza 02/01/2020 medicosypacientes.com

Dra. Ferrer. 

La perspectiva del nuevo año se presenta incierta con una crisis que no parece desaparecer. Un gobierno en funciones del que no sabemos en el ámbito de la sanidad que es lo que va a priorizar, amén de las tan denostadas promesas transmitidas de “igualdad, equidad y universalidad” que cada vez consideramos más vacías de contenido, en un Sistema Nacional de Salud que tiene auténticos problemas de sostenibilidad y que en su fragmentación ha perdido las líneas de solidaridad en las que fue cimentado. 

Las medidas de buenismo que no satisfacen por su utopía, se deben analizar desde la responsabilidad, buscando el beneficio de todos. 

Nuestros políticos deben asumir su función fundamental en la búsqueda del bien común, aunque esta medida les pueda ocasionar un coste electoral. Son necesarias actuaciones de consenso entre partidos, mantenidas en el tiempo, que consigan aplicar las necesarias reformas que precisa nuestro sistema sanitario.

Nuestras autoridades sanitarias, los profesionales, pero también el ciudadano, que es el protagonista principal de este servicio, deberán de asumir el bien común, lo que tenemos que conseguir en una medicina cada vez más exigente, de mayor calidad, pero con un alto coste económico. Y no me estoy refiriendo al coste de sus profesionales que también, sino al coste de sus avances en nuevas tecnologías, nuevos tratamientos, nuevas terapias como la terapia génica... Sabemos que nuestros ingresos son limitados y estamos obligados a priorizar en beneficio de todos. 

Ante estos retos se añaden circunstancias coyunturales y motivadas por los cambios en la sociedad y muy particularmente en nuestra Comunidad Autónoma hoy envejecida, con un regreso de nuestra población mayor a los pueblos para intentar mejorar su calidad de vida y su economía y todo ello acompañado de una gran dispersión en el entorno rural.

Urge que nos pongamos todos a trabajar.  Los ayuntamientos, explicando cuál es su volumen actual de población. Las autoridades sanitarias, analizando los recursos existentes y buscando su distribución más equilibrada. Este doble ejercicio dotará a estas zonas de la mejor asistencia. Los cambios demográficos y la escasez de profesionales obligan a un esfuerzo por parte de todos. 

Urge la planificación, nosotros se lo demandamos a la consejera de Sanidad, Pilar Ventura,  en nuestra última reunión el pasado mes de octubre. Urge una valoración en profundidad de nuestro mapa sanitario, adecuándolo a la población y necesidades actuales. 

Seguiremos pidiendo a la consejería que cuente con los médicos y médicas que siempre vamos a apoyar las medidas que se instauren para mejorar nuestro trabajo del día a día, y que limiten la fuerte presión asistencial a la que nos encontramos sometidos, ya que esto al final repercute directamente en la asistencia que reciben nuestros pacientes.