Sábado, 18 Agosto 2018

Dr. Romero: “El acceso a la innovación es el reto de los sistemas sanitarios”

Dr. Romero: “El acceso a la innovación es el reto de los sistemas sanitarios”

Artículo publicado en ‘El Global’

El presidente de la Organización Médica Colegial (OMC), Dr. Serafín Romero, analiza la situación de los precios de los medicamentos en un artículo publicado en ‘El Global’, en el que destaca la relevancia de la innovación desde la necesidad de velar por la sostenibilidad del sistema   

Madrid 26/07/2017 medicosypacientes.com

Dr. Romero. 

Estamos ante una cuestión de grandes dimensiones, no solo para España, sino para toda Europa: la necesaria transformación para mantener unos sistemas sanitarios cada vez más costosos y, si queremos hacerlo sin que afecte al principio de equidad como base de nuestro modelo de sistema sanitario, es ineludible afrontar las políticas de precios de los medicamentos y de las nuevas tecnologías. 

El Parlamento Europeo ya se ha puesto manos a la obra para adoptar medidas que refuercen la capacidad de los Estados miembros para negociar unos precios más justos, e incluso modificar las Directivas que regulan el precio de los medicamentos. No podemos seguir por la senda de lo que ha ocurrido con los nuevos fármacos contra la Hepatitis C, cuyos precios, en función del país de que se trate, han oscilado entre los 300 que ha costado en Egipto a los cerca de 80.000 euros en EE.UU. Y, algo similar viene a ocurrir con los nuevos tratamientos oncológicos y la nueva tecnología diagnostica. Este ejemplo de la hepatitis C ha puesto de relieve que muchos fármacos que curan enfermedades se encuentran lejos del alcance de los pacientes por el blindaje de las políticas de propiedad y del modelo actual de patentes, además de dificultar la sostenibilidad de los sistemas sanitarios.

Somos conscientes de la importancia de la innovación, de la necesidad de inversión en investigación, de la contribución de la industria farmacéutica al incremento de la esperanza y calidad de vida de los pacientes, pero si no avanzamos en dimensionar en sus justos términos el precio de los medicamentos para garantizar un futuro sin sobresaltos, la senda antes descrita nos puede llevar hacia el precipicio. Los médicos tenemos claro cuál es nuestro trabajo a la hora de seleccionar la tecnología y medicamento adecuado a las necesidades de cada paciente. Se trata de un ejercicio de elección clínica, ética y profesional, algo muy alejado de la exclusiva estrategia de ahorro que pretenden los políticos y gestores.

Es preciso una visión global del medicamento que contemple, además del valor terapéutico, la eficacia, la efectividad y la seguridad. Y lo mismo podemos decir de la tecnología. Por ello, desde la OMC insistimos en la necesidad de una Agencia de evaluación de tecnologías y medicamentos para dejar bien claro cuál es la auténtica y la falsa innovación. Y, por supuesto, defendemos que la sanidad tenga prioridad en la agenda política para afrontar todas estas cuestiones, es decir, priorizar el derecho constitucional a la protección de la salud.

Artículo publicado en 'El Global'