Miércoles, 19 Junio 2019

Dr. Miguel Anxo García: ¿Quién teme al Comité de Ética?

Dr. Miguel Anxo García: ¿Quién teme al Comité de Ética?

Artículo de La Voz de Galicia

El expresidente de la Comisión de Ética de Santiago, el Dr. Miguel Anxo García, ha publicado una tribuna de opinión en ‘La Voz de Galicia’ en la que expresa su postura sobre la norma autonómica que regula la independencia de los Comités de Ética

Santiago 02/09/2016 medicosypacientes.com

Dr. Miguel Anxo García.

En la sociedad coexisten diferentes códigos morales. La vida privada de cada persona sigue sus propias creencias. Pero la relación es esencial para el acuerdo de base social sobre lo que es válido para todo el mundo y lo que no lo es. Es decir, las sociedades plurales necesitan un sistema de valores compartidos ética en los que toda la sociedad se identifica, para apoyar las decisiones y acciones de convivencia y orientarse en público ante los nuevos avances científicos y sociales. Esa ética, que está en construcción permanente, tiene unos valores básicos de contenido ya acordadas por la humanidad expresados en la Declaración Universal de Derechos Humanos y ese es el marco, aceptado como método de diálogo sobre el desarrollo y la adopción de decisiones democráticas.

El Comité de Ética, presente en muchos países y en muchas instituciones sociales (centros de investigación, centros de salud, empresas de servicios, hogares de ancianos, escuelas e incluso los estados), es uno de los instrumentos que los constructores ética compartida utilizan mediante el análisis y reconocimiento por sus miembros aquellas materias que se producen en su ámbito de aplicación.

Los Comités de Ética (CEA) conocen las cuestiones de atención de la salud y proporcionan orientación sobre la acción éticamente preferible a profesionales, usuarios o administradores cuando se le solicite. Como ya  ha anticipado la legislación gallega hasta el momento, la primera función de la CEA es la protección de los derechos de los pacientes. Para desarrollar su misión, el comité debe pensar por sí mismo, ser independiente de la jerarquía de la institución y no presupone la respuesta ética antes de conocer y estudiar la cuestión. También debe saber cómo es el diálogo y la adopción de métodos válidos para analizar los problemas y tomar decisiones.

La reforma de la norma legal que regula, impulsado por el Departamento de Salud, sin justificación limita la independencia de la CEA: Gestión incluye ejecutivos de la misma, no establece un proceso democrático que garantiza el derecho de toda persona a participar en sus actividades, los subordina a la Comisión Bioética Galicia (órgano asesor del Consejo eligió a discreción por el titular de la misma), y dispone que el Departamento de Cuidado de la Salud reciba una copia de sus informes, lo que sin justificación pone en riesgo la privacidad de las personas mencionadas.

Sólo buscar el control. Muy bien.