Viernes, 22 Febrero 2019

Premios FPSOMC

Un médico balear y un ingeniero navarro, premios "Jesús Galán 2018"

La Fundación para la Protección Social de la Organización Médica Colegial (FPSOMC) ha concedido sus premios 'Jesús Galán 2018" a los mejores expedientes de huérfanos protegidos por la institución. En esta ocasión los galardonados son Miguel García-Junco, grado en Medicina, y Guillermo Pérez Fidalgo, grado en Ingeniería en Tecnologías Industriales

Madrid 01/02/2019 medicosypacientes.com/ S.Guardón
La dotación para los premios es de 5.600 euros para cada uno
Miguel García-Junco, con 25 años, ha sido premiado en la categoría al mejor expediente en Medicina por finalizar este Grado durante el curso 2016-2017 y obtener 19 matrículas de honor en total. Perteneciente al Colegio de Médicos de Baleares, es beneficiario de la Fundación para la Protección Social de la OMC desde los 22 años, cuando su padre, médico, falleció y de la que ha recibido tres becas para cursar sus estudios universitarios.
 
En la categoría de mejor expediente académico de un huérfano licenciado de otra carrera superior, el premiado ha sido Guillermo Pérez Fidalgo, con 23 años, grado en Ingeniería en Tecnologías Industriales, finalizado con 8 matrículas de honor y durante el curso 2016-2017. Este ingeniero pertenece al Colegio de Médicos de Navarra y ha estado protegido por la Fundación desde 16 los años, en la que entró como Huérfano y ha tenido las ayudas mensuales hasta los 21 años, más dos becas y la ayuda para la solicitud del título.
 
La entrega del premio a Miguel García-Junco tendrá lugar el miércoles 6 de febrero en un acto en el Hospital Can Misses, en Ibiza en el que participarán autoridades de Baleares, el presidente y secretario general de la OMC y FPSOMC, los doctores Serafín Romero y José María Rodríguez Vicente, respectivamente y por parte del Colegio de Médicos de Baleares, su presidenta, la Dra. Manuela García Romero, y su vicesecretario y responsable de la Oficina de ayuda a la Segunda Víctima el Dr. Carles Recasens.
 
Premios “Jesús Galán”
 
En mayo de 1.980, el entonces Patronato de Huérfanos instauró estos premios en memoria de la actuación del doctor Jesús Galán como Vicepresidente del mismo. Además de su dedicación a los pacientes, el Dr. Galán consagró su vida a la mejora de la profesión médica, comenzando por las aulas universitarias. 
 
Estos premios pretenden reconocer y premiar el trabajo y la dedicación al estudio académico que realizan los huérfanos de médicos protegidos por la Fundación, independientemente de otras becas y ayudas que reciban a lo largo de todo su periodo formativo.
 
Actualmente, estos galardones destacan entre las ayudas educacionales prestadas por la Fundación para la Protección Social de la OMC, reconociendo cada año los mejores expedientes académicos entre sus graduados a propuesta de los diferentes Colegios Oficiales de Médicos provinciales.
 
Los premios son dos: al mejor expediente académico en el Grado de Medicina, y al mejor expediente académico en cualquier otro Grado. La dotación para los premios correspondientes a los cursos 2016-2017 es de 5.600 euros para cada uno. Ambos premios son adjudicados según el baremo de créditos establecido por acuerdo de la Junta de Patronos de la Fundación, no pudiendo recaer ambos en la misma persona.
 
Los candidatos son presentados por los Colegios Oficiales de Médicos y las solicitudes han de dirigirse desde los Colegios a la Fundación para la Protección Social de la OMC, (Calle Cedaceros 10. 28014 Madrid), acompañadas de la correspondiente certificación oficial de estudios antes de la fecha indicada en cada convocatoria.
 
Fundación para la Protección Social de la OMC
 
Durante un siglo, la Fundación para la Protección Social de la Organización Médica Colegial ha encauzado la solidaridad de todos los médicos españoles para proteger y ayudar a sus propios compañeros y familias cuando éstos se encontraban en situaciones difíciles y de especial vulnerabilidad social. 
 
Con el objetivo de atender y dar respuesta, complementariamente al sistema público, a los miembros de la profesión médica y a sus familias, destina más de 14 millones de euros para ayudar a cerca de 3.000 beneficiarios que forman parte de la Fundación en toda España. 
 
Su labor se articula a través de los Colegios Oficiales de Médicos de cada provincia y su actuación se centra en todas las necesidades que el médico pueda llegar a experimentar en materia de protección social. Para ello, propone líneas de ayudas y prestaciones en educación (destinadas a huérfanos de médico), discapacidad y dependencia, conciliación (teleasistencia domiciliaria, ayuda a domicilio, servicio de respiro, residencias de mayores, etc.), prevención, protección y promoción de la salud del médico (PAIME), o prestaciones para la Autonomía Personal en el Hogar, entre otros.