Campaña medicina rural

Sábado, 13 Agosto 2022

Un estudio demuestra por primera vez que un fármaco previene el cáncer de próstata en población de riesgo

17/06/2009

En el estudio han participado 250 centros de 42 países de todo el mundo. Un total de 8.200 varones, con edades entre los 50 y los 75 y alto riesgo de padecer cáncer de próstata, consiguieron reducir su riesgo de desarrollar este tumor en un 23%

Madrid, 18 de junio 2009 (medicosypacientes.com)

El tratamiento con dutasterida, un medicamento muy utilizado para el tratamiento de la Hiperplasia Benigna de Próstata (HBP), reduce en un 23% el riesgo de cáncer de próstata en varones con una alta probabilidad de desarrollar este tumor. Así lo demuestran los datos del estudio REDUCE que han sido presentados, por primera vez en Europa, en el LXXIV Congreso Nacional de Urología, que se acaba de celebrar en el Centro de Eventos de la Feria de Valencia.

Según el autor principal del estudio, el profesor Gerald Andriole, de la Escuela Universitaria de Medicina de Washington en Sant Louis, este beneficio se explicaría porque probablemente este medicamento actuó reduciendo el tamaño del tumor y/o deteniendo su crecimiento, y, por tanto, dificultando su detección mediante biopsia. "Representa una potencial opción terapéutica para miles de hombres a la hora de reducir el riesgo de recibir un diagnóstico de tumor de próstata. Eso significa que cada vez más pacientes podrían ahorrarse el tratamiento, el coste que implica y los efectos secundarios asociados".

Llevado a cabo en 250 centros de 42 países de todo el mundo, REDUCE (Reduction by Dutasteride of Prostate Cancer Events) es el primer estudio de quimioprevención en cáncer de próstata en varones con un alto riesgo de desarrollar este tumor. Participaron un total de 8.200 hombres con edades entre los 50 y los 75 años que fueron divididos al azar para recibir bien placebo o una dosis de 0.5mg de dutasterida. Los pacientes incluidos tenían unos niveles de PSA altos (2.5-10ng/ml), lo cual supone un riesgo elevado de desarrollar un cáncer prostático. Las biopsias realizadas seis meses antes del inicio del estudio no revelaban la presencia de células tumorales.

A los dos y a los cuatros años, los investigadores volvieron a realizar biopsias de seguimiento. A los 24 meses se detectó cáncer en el 17.2% del grupo placebo frente al 13.4% entre los pacientes tratados con dutasterida. A los cuatro años, se diagnosticó el tumor en el 11.8% del grupo placebo frente al 9.1% de dutasterida.

Los responsables del estudio estuvieron muy pendientes de ver si entre los pacientes tratados con el fármaco aquellos que acababan desarrollando cáncer lo hicieron con un tumor especialmente agresivo. Los datos descartaron ese riesgo. Este aspecto fue tan controlado porque una investigación similar con finasterida arrojó en su momento resultados controvertidos al sugerir que la administración de este medicamento provocaba, en aquellos pacientes que desarrollaban cáncer, que éste tuviera un peor pronóstico. No obstante, un análisis posterior confirmó que no existía este riesgo. Los datos del presente estudio revelan que sólo el 6.8% del grupo placebo y el 6.7% de dutasterida presentaban un tumor agresivo de alto grado (7-10, según la escala Gleason).

Enlaces relacionados: