Domingo, 25 Junio 2017

Participación del Secretario General de la OMC

Oncólogos Radioterápicos denuncian que 3 de cada 10 pacientes que requieren de radioterapia no reciben el tratamiento

La Sociedad Española de Oncología Radioterápica (SEOR) con motivo del Día Mundial Contra el Cáncer ha alertado de que, debido al déficit de equipos de radioterapia y la falta de facultativos de esta especialidad clínica, 3 de cada 10 pacientes de cáncer que necesitan tratamiento radioterápico no lo recibe, lo que supone una importante limitación a la adecuada asistencia oncológica como una mayor indicación de tratamientos no adecuados y retraso en el tratamiento

Madrid 04/02/2016 medicosypacientes.com/AG
Participantes en la rueda de prensa

Concretamente, en 2015, un total de 45.201 pacientes oncológicos no recibieron el tratamiento de radioterapia, según el presidente de la SEOR, el Dr. Pedro Lara, quien ha hecho hincapié en que la radioterapia cura el 40 por ciento de los cánceres y es un tratamiento muy coste-efectivo, pues representa menos del cinco por ciento del coste total del tratamiento del cáncer. 

El acto ha estado apoyado por el secretario general de la Organización Médica Colegial (OMC), el Dr. Juan Manuel Garrote; la directora de Relaciones Institucionales y Alianzas de la Asociación Española Contra el Cáncer (AECC), Dña. Ana Fernández; la directora de Atención al Paciente y Relaciones Instituciones del Grupo Español de Pacientes con Cáncer (GEPAC), Dña. Natacha Bolaños, y el decano de Medicina de la Universidad Francisco de Vitoria (UFV), el Dr. Fernando Caballero Martínez.

El Dr. Juan Manuel Garrote en su intervención destacó la lucha de la Organización Médica Colegial por la defensa de la universalidad y equidad del Sistema Nacional de Salud y puso de manifiesto que los recortes llevados a cabo estos últimos años han provocado que el SNS se encuentre en una situación grave y con un panorama oscuro, que preocupa de manera notable a la corporación. 

Para explicar esta situación el Dr. Garrote hizo referencia a la cantidad del PIB destinado a Sanidad, que antes de la crisis – señaló – “era de aproximadamente el 6,7%, un porcentaje que ha disminuido hasta el 5,8% actual, lo que se traduce en 9.000 millones de euros menos, a lo que debemos añadir que Europa pretende seguir reduciendo esta cuantía hasta el 5,3% del PIB nacional, o lo que es lo mismo, seis mil millones de euros de recorte adicionales.

Denunció la situación actual de precariedad de los profesionales que – dijo – “ha provocado que, sólo en 2015, se hayan marchado casi 3.000 médicos a buscar su futuro fuera de España. Manifestó que “no hay más margen para el recorte” y expresó su confianza en que la tecnología terapéutica no se vea afectada por nuevos recortes presupuestarios por “la inversión en tecnología es necesaria”.

El 2020 el 70% de los equipos de los aceleradores estará obsoleto

Con respecto al equipamiento, la media española en unidades de radioterapia por millón de habitantes es de 5,4, muy lejos de los 8 equipos mínimos aconsejados en Europa, por lo que a día de hoy faltarían 70 equipos de radioterapia en el territorio español. A esta falta de equipos, hay que sumar el estado de las unidades existentes, pues de los 248 actuales, más de un tercio (87) de aceleradores están obsoletos y no son capaces de realizar las técnicas modernas de tratamiento. El aplicar radioterapia con un acelerador obsoleto ocasiona más toxicidades a los pacientes, lo que a largo plazo provoca un incremento del coste del proceso y un empeoramiento de los resultados en salud. Según ha indicado el Dr. Lara, en España se prevé que para el año 2020 el 70 por ciento de estos equipos ya habrá superado el tiempo recomendado.

Esta situación se verá sobreañadida por la imposibilidad de tratar a los pacientes añosos con otras modalidades terapéuticas, las cuales pueden encontrarse contraindicadas por la coexistencia de otras enfermedades. En este contexto, la radioterapia es un tratamiento bien tolerado. Cabe destacar que, actualmente, alrededor de un 60 por ciento de pacientes oncológicos necesitarán un tratamiento radioterápico en el curso de su enfermedad, sea con intención curativa o paliativa, y entre un 20-25 por ciento requerirá de más de un tratamiento radioterápico.

Propuestas

Por todo ello y, sobre todo, por el hecho de que la radioterapia cura el cáncer, evita mutilaciones, ayuda a cronificar la enfermedad metastásica y supone el tratamiento fundamental en la paliación del enfermo oncológico, desde la SEOR consideran urgente adoptar medidas de carácter legislativo que salvaguarden la calidad de la asistencia que recibe el paciente de cáncer en España.

Estas directrices deben ir encaminada a alcanzar un ratio de al menos siete aceleradores lineales por millón de habitantes, teniendo en cuenta al alza las necesidades en territorios fragmentados (archipiélagos) y áreas de  dispersión geográfica. Además, la dotación de profesionales que utilizan los equipos debe ser la adecuada. 

Asimismo, se pretende establecer que los aceleradores no superen los 10 años de vida útil, lo que garantizará una adecuada asistencia en cuanto a la calidad del tratamiento. Por último, se aboga por el desarrollo de un Plan Nacional que garantice el cumplimiento de las medidas legislativas implementadas para solventar las diferencias interterritoriales observadas.  

Sumando apoyos

Las asociaciones de pacientes participantes en el acto han mostrado su rechazo a la situación de desigualdad que impera en el territorio español, asegurando que “no disponer de la tecnología en radioterapia que ofrece el mejor beneficio terapéutico para el paciente es un error que cuesta vidas”, tal y como ha manifestado la representante de GEPAC. En este sentido, ha exigido que “como pacientes se nos trate con los mejores recursos y tratamientos disponibles”, pues “no queremos enfrentar más barreras que las propias de la enfermedad”.

Por su parte, Fernández ha destacado que “la Asociación Española Contra el Cáncer apoya iniciativas como este estudio de la SEOR, que permiten analizar la situación de los tratamientos oncológicos en nuestro país para poder mejorar aún más la calidad y la equidad de la atención que se presta a los pacientes de cáncer, en un tratamiento fundamental como es la radioterapia”. “Es un frente común que trabajemos juntos todas las entidades que tenemos capacidad para llegar a la gente”, ha manifestado.

La Universidad Francisco de Vitoria ha calificado de preocupante la situación debido a “la carencia significativa en equipamiento y equipo humano en una especialidad tan importante contra el cáncer como es la radioterapia”, una situación, ha puntualizado, que requiere “de un análisis urgente”.