Lunes, 22 Octubre 2018

Tras más de 40 días de protestas

Médicos bolivianos se reúnen con el Gobierno para restablecer el diálogo

Representantes de los médicos en huelga contra la reforma del Código Penal boliviano se reunieron recientemente con el Gobierno para entablar diálogo que permita la búsqueda de una solución al conflicto que mantienen desde hace más de 40 días

Madrid 02/01/2018 medicosypacientes.com/E.P.
Los médicos en huelga contra la reforma del Código Penal boliviano que criminaliza la mala praxis médica han iniciado este lunes sus conversaciones para acercar posturas, después de 41 días de protestas. Los diálogos han arrancado en la localidad de Cochabamba con "el compromiso de ambas partes de llegar a una conclusión y tener una proyección y futuro sobre salud", según ha desvelado el director del Colegio Médico de Bolivia, Aníbal Cruz. 
 
"Estamos tratando la abrogación del artículo 205 y estamos haciendo un análisis de la abrogación de todo el Código Penal, planteamos ambos aspectos", ha manifestado, tal y como ha recogido el diario local 'La Razón'.
 
Los médicos iniciaron un paro a nivel nacional el 23 de noviembre para rechazar la creación de la Autoridad de Fiscalización y Control del Sistema de Salud y la actualización del artículo 205 del Código Penal, que contempla castigos para casos de malas prácticas profesionales.
 
El ministro de la Presidencia, René Martínez, reiteró el pasado jueves el llamamiento al diálogo y al "sentimiento humanitario" de los médicos, aunque, hasta el momento, los representantes del sector han rehusado realizar ningún anuncio sobre una posible suspensión de las medidas de presión hasta lograr algún tipo de acercamiento tangible.
 
Por su parte, la Organización Médica Colegial, a través de una carta enviada a la ministra consejera de Bolivia en España, Mª Antonieta Rosario San Martín, expresó su rechazo a la represión por parte de las fuerzas de seguridad. El escrito incluía la resolución aprobada por la Asamblea de la Confederación Médica Latinoiberoamericana y del Caribe (CONFEMEL) del pasado 30 de noviembre, en la que se puso de manifiesto que la criminalización del acto médico, “lejos de ser una solución, fomenta la medicina defensiva, que termina redundando en un deterioro de la calidad de atención de cualquier sistema de salud y afectando negativamente la relación médico-paciente".