Campaña medicina rural

Sábado, 20 Agosto 2022

Los representantes de Sanidad del PSOE en el Congreso muestran su preocupación por los recortes en el SNS

24/02/2012

Los responsables de Sanidad del Grupo Socialistas en el Congreso han mostrado su “preocupación compartida con los ciudadanos y los profesionales”, según han expresado, "porque “los recortes de prestaciones que se vienen haciendo que puedan afectar a la calidad asistencial”. “Se avecina un recorte de prestaciones tras las elecciones andaluzas y asturianas”, según el portavoz de Sanidad, José Martínez Olmos, que supondrá un "retroceso histórico de la sanidad española"

Madrid, 24 de febrero 2012 (medicosypacientes.com)

Los responsables de Sanidad del Grupo Socialistas en el Congreso han mostrado su “preocupación compartida con los ciudadanos y los profesionales”, según han expresado, "porque “los recortes de prestaciones que se vienen haciendo  que puedan afectar a la calidad asistencial”. “Se avecina un recorte de prestaciones tras las elecciones andaluzas y asturianas”, según el portavoz de Sanidad, José Martínez Olmos, que supondrá un "retroceso histórico de la sanidad española".

Por su parte, la secretaria de Política Social del PSOE, Trinidad Jiménez, aseguró que los socialistas van a “defender la sanidad pública, gratuita y universal”, presentando “alternativas a la política de recortes” del PP.

Jiménez se refirió a situaciones de escasez de material básico en hospitales y centros de atención primaria, el cierre de quirófanos y ambulatorios,  el aumento de las listas de espera, o las reducciones de plantilla y del salario de los profesionales. Son medidas que “ponen en riesgo la calidad de nuestro modelo sanitario, y la equidad en la atención a los pacientes”, remarcó. Asimismo, se mostró“radicalmente en contra del copago” y aseguró que “vamos a agotar todas las medidas y recursos para impedir que esta decisión se ponga en marcha”. 

Los diputados socialistas defendieron, además, la sostenibilidad del sistema, con “ingresos de carácter finalista para financiar la sanidad” –como los impuestos sobre el tabaco y el alcohol o el cobro a las aseguradoras por servicios prestados en la sanidad pública- y con “medidas de control de gasto y eficiencia, que no mermen la calidad asistencial”, recordando las puestas en marcha por el gobierno socialista para la reducción del gasto farmacéutico y la compra centralizada de medicamentos y productos sanitarios, "que han supuesto la reducción en más de 2.500 millones de euros de gasto", según expusieron.

Batería de iniciativas

Los representantes sanitarios del PSOE explicaron las diversas iniciativas parlamentarias presentadas relativas al rechazo del recorte de prestaciones y de cualquier fórmula de copago, la extensión efectiva de la universalización de la asistencia sanitaria pública, el pago a las oficinas de farmacia, el mantenimiento del actual status de la anticoncepción hormonal de urgencia, la prescripción enfermera y el desarrollo de especialidades médicas y de troncalidad.

Asimismo, anunciaron una iniciativa para asegurar la transparencia, la calidad y la garantía del patrimonio, en la concesión de la gestión privada de los hospitales públicos, y otra para asegurar la asistencia sanitaria de los ciudadanos en las zonas limítrofes entre Comunidades autónomas –como el reciente caso de La Rioja y el País Vasco-, generando un sistema de compensación de gastos que no perjudique a los ciudadanos.