Campaña medicina rural

Martes, 9 Agosto 2022

Los estudiantes de medicina dan ejemplo de autonomía e independencia

04/05/2011

El IV Congreso de Educación Médica, organizado en Madrid por el Consejo Estatal de Estudiantes de Medicina (CEEM) ha demostrado su valor “para conectar con el futuro de la profesión” tal como destacó el presidente de la Organización Médica Colegial (OMC), Juan José Rodríguez Sendín, en el acto de clausura

Madrid, 3 de mayo 2011 (medicosypacientes.com)

Descripción

El presidente de la OMC clausuró esta cuarta
edición del congreso nacional de los estudiantes
de Medicina.

En la clausura del IV Congreso de Educación Médica, que se ha venido celebrando en Madrid, organizado por el Consejo Estatal de Estudiantes de Medicina (CEEM), el presidente de la Organización Médica Colegial (OMC) se refirió al mismo poniéndolo de “ejemplo para todos” no sólo por su organización, contenidos y participación, sino sobre todo por su “autonomía e independencia”. Un congreso que en sus palabras “es importante para conectar con el futuro de la profesión”.

En su intervención destacó que los médicos “trabajemos donde trabajemos, formamos parte de una comunidad moral” y precisamente eso “es lo que determina el significado de la palabra médico”. Ante los numerosos estudiantes asistentes a este congreso, el presidente de la OMC se refirió “al compromiso con los valores tradicionales de la profesión médica”, algo ligado de forma permanente a su historia y que tanto los actuales profesionales como las generaciones futuras deben seguir cuidando.

“Esta historia pasada de la profesión –continuó diciendo- interacciona con la profesión actual” y ha hecho posible que este colectivo esté “formado, organizado y con capacidad de respuesta”.

La propia palabra “médico” tiene a su juicio “un valor instrumental muy potente” que se sustenta en la “independencia y autonomía para tomar las decisiones que más beneficien al paciente”. Sin embargo, alertó de dos elementos clave que estarán siempre al acecho: la política y el mercado; de ahí la importancia de seguir manteniendo vivos los valores de la profesión y su propia capacidad organizativa.

Autonomía e independencia

La presidenta del comité organizador de este Congreso, Erika Torres, recordó que el objetivo del mismo ha sido “hacer un congreso que se adapte a vuestras necesidades”, a lo que el presidente del Consejo Estatal de Estudiantes de Medicina, Iñigo Noriega, añadió su dedeo de que el mismo les hubiese ayudado a encontrar algo al menos que les hubiese motivado.

En representación del Foro de la Profesión Médica y de la Confederación Estatal de Sindicatos Médicos (CESM), Patricio Martínez justificó la presencia de las organizaciones profesionales “para trabajar y cohesionar el mundo del profesionalismo” y quiso animar a las nuevas generaciones afirmando que la de médico es la profesión “más bonita, más humana, la de mayor dedicación y la que más nos acerca a nuestros conciudadanos”.

Descripción

(De izqda. a dcha) Erika Torres, Patricio
Martínez, Juan José Rodríguez Sendín, Iñigo
Noriega y Aitor Cinza.

En sus palabras también quiso referirse a nuestro Sistema Nacional de Salud y a la necesidad de defenderlo entre todos por muchas razones, pero especialmente porque “es un aseguramiento universal y es equitativo, y nos trata por igual a todos los ciudadanos”. No obstante, añadió que “esto no es gratis, es caro”, destacando que a pesar de ello “estamos dando una buena calidad a un precio bajo”.

Sobre la profesión de médico quiso poner un énfasis especial en dos aspectos clave: “el conocimiento (que está evolucionando todos los días) y la confianza del ciudadano”. Destacó igualmente la importancia de la “independencia en el ejercicio de la profesión” y, por supuesto, “el placer de ser y ejercer de médico”.

La cooperación como alternativa

En la mesa redonda previa a la clausura, se analizaron diversas alternativas y salidas profesionales, entre ellas la sanidad militar y la vía de la cooperación internacional. En el transcurso de la misma se destacó que “ejercer de médico no es un empleo, sino una manera de vivir que exige un alto grado vocacional”. Por eso, a la hora de plantear la cooperación como alternativa, se destacó que “en cooperación hay que aplicar el mismo rigor profesional que si se ejerciese en nuestro país, y además hay que dar visibilidad a ese trabajo”.

Se recordó que el 20 por ciento de la población mundial vive bajo el umbral de la pobreza, tanto es así que sus ingresos apenas si alcanzan un dólar al día. Se detalló el trabajo de los médicos cooperantes y se animó a todos los estudiantes a dedicar en algún momento de su vida, un tiempo a esta labor. Precisamente el presidente de la OMC, citó también la importancia de la labor humanitaria que prestan los médicos y recordó que ya existe una Red de Colegios solidarios y que “hay 8.000 compañeros que hacen cooperación internacional”. Por eso, animó a esta experiencia que sirve no solo de aprendizaje sino también, y sobre todo, de enriquecimiento humano.