Campaña medicina rural

Viernes, 12 Agosto 2022

La ONT alerta de captaciones irregulares de donantes de médula ósea por parte de una empresa alemana

18/01/2012

La Organización Nacional de Trasplantes (ONT) ha alertado a pacientes y profesionales de captaciones irregulares de donantes de médula ósea por parte de la empresa alemana Deutsche Knochenmarkspendedatei gemeinnützige Gesellschaft mbH (DKMS), dedicada a la gestión de este tipo de tejidos humanos. Ante la situación, la Secretaría General de Sanidad ha elevado una consulta al Abogado del Estado para poderse adoptar las medidas oportunas

Madrid, 17 de enero 2012 (medicosypacientes.com)

La Organización Nacional de Trasplantes (ONT) ha alertado a pacientes y profesionales de captaciones irregulares de donantes de médula ósea por parte de la empresa alemana Deutsche Knochenmarkspendedatei gemeinnützige Gesellschaft mbH (DKMS), dedicada a la gestión de este tipo de tejidos humanos. Ante la situación, la Secretaría General de Sanidad ha elevado una consulta al Abogado del Estado para poderse adoptar las medidas oportunas.

La empresa DKMS es una entidad alemana privada que persigue la captación de donantes de médula ósea, a través de unos métodos que pasan en la mayoría de las ocasiones por la realización de llamamientos masivos a la población para un paciente en concreto aunque también promueve la obtención de donantes de médula ósea a través de campañas en empresas y centros de trabajo y a través de páginas web y redes sociales. Su ámbito de actuación inicial fue Alemania, para comenzar, posteriormente, una política de expansión a otros países entre los que se encuentra EE.UU., Polonia, y ahora también España. En este sentido, a principios de este año, la Organización Nacional de Trasplantes (ONT) averigua que DKMS está enviando e-mails y comunicándose con hematólogos de nuestro país y del extranjero informándoles de que la ONT les ha autorizado para trabajar en España cuando esto es claramente falso. Asimismo y con el mismo argumento está tratando de encontrar hospitales en nuestro país donde realizar la extracción de la médula ósea o de la sangre periférica de posibles donantes sin, al parecer, contar con la autorización de las autoridades sanitarias locales o nacionales.

Al respecto, la normativa vigente tiene establecido que cualquier actuación en el ámbito de la donación y el trasplante de órganos, células y tejidos en España debe ser autorizada previamente por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, a través de la Organización Nacional de Trasplantes y por la autoridad sanitaria de la Comunidad Autónoma de la localidad donde se pretenda llevar a cabo.

Cronología de actuaciones
en España

Los primeros indicios que se tienen de las actuaciones de DKMS en España se remontan al pasado mes de octubre de 2011 cuando las autoridades sanitarias del Gobierno del Principado de Asturias tienen conocimiento, a través de la prensa local, de que DKMS ha hecho un llamamiento masivo para la donación en favor de un paciente asturiano.

En la reunión ordinaria de la Comisión de Trasplantes (órgano de coordinación del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad con las CCAA en el ámbito de la donación y el trasplante), celebrada en Barcelona el 26 de Octubre de 2011, se acuerda por unanimidad exigir a la referida empresa alemana que cese en su actividad en España y que se tomen las medidas pertinentes para informar del caso a hematólogos y otros profesionales relacionados con la donación de médula ósea al respecto.

A finales de octubre, el director de la ONT, Rafael Matesanz, envió oficio al director de DKMS comunicándole la decisión de la Comisión de Trasplantes de exigir el cese de la actividad de esta empresa en nuestro país por haber realizado tareas de promoción de la donación y obtención de donantes sin el conocimiento previo ni de esta organización ni de ningún servicio de salud de las comunidades autónomas. Asimismo, se le informó de que las muestras de tipaje deben tener una autorización específica para poder salir de nuestro país.

A principios de noviembre, la ONT informó a los coordinadores autonómicos de trasplantes y a la Asociación Española de Hematología del escrito enviado a DKMS. También se informó a los profesionales relacionados con la donación con los que la ONT mantiene contacto.

A mediados de ese mes, el doctor Matesanz mantuvo una reunión con el director de DKMS quien aportó información general sobre la misión y objetivos de su empresa. Por parte de la ONT en esta reunión se insistió al responsable de DKMS que debe parar en toda actividad de promoción y obtención de donantes en nuestro país al menos hasta que tanto la ONT como las comunidades autónomas tengan información suficiente sobre DKMS y su plan de actuación en nuestro país.

Días después de la reunión se le solicita a DKMS, por escrito, desde la Jefatura de Servicio del Área Médica de la ONT, información sobre todos aquellos puntos que se considera que DKMS debe aclarar, entre los que cabe destacar: Información sobre cómo se realiza el procedimiento de reclutamiento de los donantes; sobre vía de comunicación con el donante , lugar donde se realizará la extracción y bajo la responsabilidad de quién, así como por los aspectos económicos relacionados; y sobre cumplimiento de la normativa europea y española, en concreto sobre la legislación europea y española de protección de datos de carácter personal, sobre la exportación de muestras biológicas para tipaje fuera de nuestro país y por último medidas para el cumplimiento de la directiva 2004/23/CE de calidad y seguridad de células y tejidos y el RD1301/2006 de calidad y seguridad de células y tejidos.

En el mes de diciembre de 2011 se comprueba de que existen 1.024 donantes españoles que se encuentran registrados en el BMDW (Registro Internacional de Donantes de Médula Ósea) como “Spain-DKMS”, sin que ni REDMO ni la ONT ni el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad haya tenido conocimiento de ello. Este hecho es considerado como prueba que confirma las sospechas que existían de que DKMS haya exportado muestras biológicas ilegalmente de nuestro país (sin obtener la autorización pertinente que exige el RD 65/2006 de importación y exportación de muestras biológicas).

Finalmente, con fecha 28 de diciembre de 2011, se publica en el BOE la Orden SPI/3548/2011 por la que se registra la Fundación DKMS España, sin que esto suponga la autorización para llevar a cabo actividades relacionadas con la donación y el trasplante sin la autorización previa de las Comunidades Autónomas y del propio Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad.