Campaña medicina rural

Martes, 29 Noviembre 2022

La Consejería de Sanidad de Cantabria comparte el manifiesto Contra los Recortes de la OMC

17/02/2012

María José Sáenz de Buruaga, consejera de sanidad de Cantabria, comparte con los médicos la necesidad de reformas estructurales para mantener y salvar el SNS, una demanda que los profesionales sanitarios a través de una acción conjunta promovida por los 52 Colegios Oficiales de Médicos de España con el manifiesto contra los recortes

Santander, 16 de febrero de 2012 (medicosypacientes.com)

María José Sáenz de Buruaga, consejera de sanidad de Cantabria, comparte con los médicos la necesidad de reformas estructurales para mantener y salvar el SNS, una demanda que los profesionales sanitarios a través de una acción conjunta promovida por los 52 Colegios Oficiales de Médicos de España con el manifiesto contra los recortes

Sáenz de Buruaga comparte el diagnóstico, que habla de la gravedad del momento actual, y el tratamiento, es decir, la necesidad de reformas estructurales para salvar y mantener el sistema, que plantean los sanitarios en su manifiesto, un documento al que calificó de global ante una situación generalizada en el contexto nacional.

En su opinión ahora hay que tratar de rescatar el sistema para hacerlo sostenible, lo que quiere de reformas estructurales en las que se debe de contar con el acuerdo de los profesionales – dijo – para firmar un pacto que consideró fundamental.

Sáenz de Buruaga también resaltó que los médicos de esa comunidad autónoma han reconocido que Cantabria no solo se ha quedado al margen de los recortes, sino que se ha reforzado la apuesta por la Sanidad en unos momentos muy complicados.

Cantabria reduce su lista de espera más de un 10% gracias a los profesionales y a la potenciación de recursos propios

La Consejería ha dado a conocer la situación de la Sanidad en Cantabria y ha hecho públicas las cifras de la lista de espera quirúrgica del Servicio Cántabro de Salud (SCS), que se ha reducido en seis meses un 10,8 por ciento, de modo que a 31 de diciembre de 2011 un total de 9.254 personas esperaban a ser operadas frente a las 10.380 de finales de junio de ese mismo año.

La consejera ha atribuido estos resultados, tras ocho años de estancamiento a la potenciación de los recursos propios, pero sobre todo a la implicación y compromiso de los profesionales, que se ha traducido en un incremento del rendimiento quirúrgico del 70 por ciento, cuando se considera 'óptimo' el 75%, al que "se va acercando", según el director gerente del SCS, Santiago de Cossío.

En este sentido, De Cossío ha precisado que la reducción se ha conseguido por un incremento del rendimiento quirúrgico de los quirófanos por jornada ordinaria y derivando a la sanidad concertada los casos que no se podían atender. Se trata, ha subrayado, de una cuestión de "organización, no económica".

Así, la demora media ha pasado en el segundo semestre de 2011 de los 144,6 días que había que esperar en junio para una operación a los 109,48 días de diciembre, una reducción de 35,12 días. Es la primera vez en siete años que los pacientes esperan menos de 110 días para ser intervenidos. Con todo, el dato "más relevante" para Sáenz de Buruaga es la "práctica eliminación" de los pacientes que esperan más de un año para ser operados, un total de 167.