Campaña medicina rural

Sábado, 13 Agosto 2022

La única posibilidad de regulación universal de la Medicina pasa por que todos los profesionales respondan a las mismas obligaciones

06/06/2011

En el marco del IV Encuentro del Foro Iberoamericano de Entidades Médicas (FIEM) que se celebra estos días en Córdoba se ha hecho público un manifiesto refrendado por todos los miembros de esta organización con el objetivo de exigir a los poderes públicos que permitan renovar el compromiso de reforzar la profesión, sus valores y la defensa de los pacientes, a través de un ejercicio profesional competente y comprometido, acorde con los principios de justicia social defendidos por la ética médica. Los principales responsables del evento, encabezados por el presidente de la OMC, el doctor Juan José Rodríguez Sendín, comparecieron ante los medios de comunicación para explicar el alcance de dicho documento

Córdoba, 2 de junio 2011 (medicosypacientes.com)

Descripción de la imagen

Ratificación del manifiesto en el seno del FIEM.

El IV Encuentro FIEM constituye una oportunidad idónea de poder compartir con los miembros del Foro Iberoamericano de Entidades Médicas (FIEM) al que también pertenecen Portugal y España, la defensa de los derechos de los ciudadanos, del compromiso profesional y ético de los médicos allá donde se encuentren, tanto dentro de nuestras fronteras como dentro del ámbito iberoamericano. La defensa de los derechos de la ciudadanía implica para el conjunto de la profesión médica la defensa de la colegiación universal, y así se quiere expresar a través del manifiesto hecho público en la primera Jornada del IV Encuentro del Foro Iberoamericano de Entidades Médicas que se celebra estos días en Córdoba con la asistencia de delegaciones de entidades profesionales de España, Portugal e Iberoamérica.

Es constatable que se está ante un bien de interés público, en este caso, la Sanidad, entendiendo que una transposición de una directiva de servicios europea no puede servir de pretexto para desregularizar una profesión como es la médica, que representa una total garantía de que el ejercicio profesional se está haciendo con los criterios competenciales de calidad y seguridad exigibles.

En un reciente documento de la Organización Médica Colegial sobre “Legitimación democrática y social de la colegiación universal de la Colegiación”, se refuerzan los argumentos del porqué de la colegiación partiendo, también de los aspectos críticos que recaen sobre ella, entendiéndose que la mejor manera de defender la colegiación es, precisamente, contrarrestar dichos aspectos críticos que se argumentan, frente a ello.

Al respecto y como recordó el doctor Rodríguez Sendín durante su intervención en la rueda de prensa que se celebró ayer en el Colegio de Médicos de Córdoba, "en estos momentos hay 180 países que tienen una regulación obligada en manos de las profesiones médicas y de enfermería. Esto no puede ser considerado como una concesión especial sino una garantía para los ciudadanos de que los que mejor pueden controlar la manera de hacer Medicina y cómo se debe hacerla son los propios profesionales de la Medicina".

Descripción de la imagen

De izda. a dcha, los doctores Matesanz,
Rodríguez Sendín, León y Jiménez.

Como advirtió el presidente de la OMC, "sería un error intentar desregular esta profesión como parece que se plantean algunas partes de la Administración central. La única forma de controlar, regular y vigilar las obligaciones éticas y deontológicas es que dichas obligaciones les correspondan a todos los profesionales, de lo contrario aquel que por las razones que sean no quiere o no se deja ser controlado automáticamente deja de estar colegiado o no se llega a colegiar". "La única posibilidad de regulación universal -recalcó- es que todo el mundo responda a las mismas obligaciones. Es en cierto modo como las normas de tráfico, no podemos tenerlas para unos sí y para otros no. Y lo que es bueno para unos debe ser bueno para todos y al contrario".

En el caso que se plantea ahora como es que la regulación no la lleve a cabo la propia profesión resulta incluso hasta extraño ya que no ocurre en ninguna otra parte del mundo que las normas éticas y deontológicas de la profesión médica las lleven a cabo las Administraciones sanitarias. Todo ello queda expresado en el manifiesto sobre colegiación universal presentado ayer y ratificado por todos los miembros del FIEM asistentes a esta reunión.

El manifiesto sobre colegiación universal ratificado por el FIEM se adjunta a pie de página.