Domingo, 27 Septiembre 2020

Investigadores españoles revelan que algunos antidepresivos están asociados con hemorragias gastrointestinales

07/07/2008

Una clase de antidepresivos conocidos como inhibidores de la recaptación selectiva de la serotonina (IRSS) esta asociada con hemorragias en el tracto gastrointestinal superior, según un estudio dirigido por Francisco J. de Abajo, de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios, y por Luis A. García-Rodríguez, del Centro Español de Investigación Farmacoepidemiológica en Madrid.

Madrid, 8 de julio de 2008.

La revista 'Archives of General Psychiatry' ha publicado un estudio que señala que una clase de antidepresivos conocidos como inhibidores de la recaptación selectiva de la serotonina (IRSS) esta asociada con hemorragias en el tracto gastrointestinal superior. El ensayo ha sido dirigido por Francisco J. de Abajo, de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios, y por Luis A. García-Rodríguez, del Centro Español de Investigación Farmacoepidemiológica en Madrid, que se publica en la revista.

Los efectos parece que aumentaban cuando los antidepresivos estaban combinados con otros medicamentos que dañan el estómago y disminuían cuando se utilizaban agentes supresores del ácido.

Desde el inicio de los años 90, los casos de estudio han sugerido una asociación entre los IRSS y las hemorragias en el tracto gastrointestinal superior. Según los autores, el uso amplio de esta clase de fármacos requiere investigación para proporcionar estimaciones más exactas del riesgo para identificar factores que podrían aumentar el riesgo y sobre todo determinar si utilizando los agentes que suprimen el ácido éste se podría reducir.

Los investigadores señalan que también es importante determinar si el clorhidrato de venlafaxina, un nuevo antidepresivo asociado a los IRSS, también aumenta el riesgo de hemorragia, como se ha sugerido en algunos casos individuales.

Los investigadores estudiaron a 1.321 pacientes que habían sido derivados a un especialista u hospitalizados por hemorragias del tracto gastrointestinal superior entre los años 2001 y 2005. Estos casos fueron comparados con 10.000 sujetos control que tenían la misma edad y sexo pero que no habían sufrido hemorragias.

Los individuos con hemorragias eran más propensos que los controles a tomar IRSS o venlafaxina. El riesgo de hemorragia parecía ser mayor además entre los que tomaban tanto los IRSS como otros fármacos conocidos por dañar el tracto gastrointestinal, incluyendo los fármacos antiinflamatorios no esteroideos (AINE), que incluyen analgésicos como el ibuprofeno o el naproxeno, y los corticosteroides. Los agentes que suprimen el ácido, sin embargo, estaban asociados con un menor riesgo de hemorragia entre quienes tomaban los IRSS o venlafaxina.

Los investigadores estiman que en pacientes que no toman fármacos antiácidos, un individuo al año desarrollaría hemorragias del tracto superior gastrointestinal por cada 2.000 pacientes que tomen antidepresivos. Los autores señalan que cuando se toman los antidepresivos y los AINE sería suficiente tratar a 250 pacientes por año para descubrir un caso de hemorragia gastrointestinal atribuible a tal combinación de fármacos, y 500 pacientes anuales si los antidepresivos se utilizaran con fármacos antiplaquetarios.