Domingo, 21 Julio 2019

Artículo

Galo Sánchez:"Cuidando al médico, una inteligente y barata intervención"

El Grupo GRADE, al que pertenece Galo Sánchez, ha analizado un ensayo clínico aleatorizado sobre una intervención para promover el bienestar de los médicos, así como la satisfacción por el trabajo e implicación profesional, cuyas principales características son recogidas en este artículo

18/03/2014 medicosypacientes.com

Madrid, 19 de marzo 2014 (medicosypacientes.com)

 

"Cuidando al médico: una inteligente y barata intervención"

Galo Sánchez (grupo evalmed-GRADE)

El distrés (1) en los médicos es un problema importante en la medicina moderna. En los Estados Unidos el burnout (2) afecta a casi la mitad de los estudiantes de medicina, residentes y médicos en ejercicio. Además, los síntomas de depresión son comunes entre los médicos, los cuales informan de altos índices de insatisfacción en su calidad de vida y su conciliación trabajo-vida. Estos problemas son importantes porque pueden tener consecuencias graves en la atención al paciente, la profesionalidad, el autocuidado y la seguridad de los propios médicos, así como en la viabilidad del sistema de salud.

A pesar de la prevalencia y las ramificaciones del distrés del médico, pocos son los estudios experimentales sobre intervenciones para abordar el problema. La mayoría de los estudios han evaluado estrategias enfocadas en el individuo (por ejemplo, la reducción de estrés personal y de aprendizaje de resiliencia (3)) realizados en el tiempo de ocio de los participantes y han proporcionado información limitada sobre su eficacia. Por esta razón West y sus colegas investigadores de la Clínica Mayo decidieron probar, mediante un estudio aleatorizado y controlado, si una intervención en un grupo de médicos mejoraba su bienestar y distrés respecto a un grupo de control.

West y colaboradores han llevado a cabo un ensayo clínico aleatorizado para probar si una intervención, consistente en 19 reuniones quincenales de médicos en pequeños grupos, facilitadas con determinados contenidos, resulta en una mejora de su bienestar y distrés respecto a su situación basal frente a un grupo control. Los investigadores invirtieron 9 meses de período de intervención, pero añadieron de 12 meses de seguimiento adicional para evaluar si persistían los resultados.

Un sistema informático asignó aleatoriamente 37 médicos al grupo de intervención y 37 médicos al grupo de control, y las pautas de ambos grupos, fueron resumidamente así:

En el grupo de intervención los médicos, en grupos de 8-10, asistían durante 9 meses a una reunión facilitada de discusión quincenal, que incorporaba elementos de atención consciente, reflexión, experiencia compartida y aprendizaje. Las reuniones duraban una hora, y ese tiempo estaba protegido y pagado por la institución. Los temas tratados durante estas sesiones se organizan en módulos titulados "self (4)", "paciente" y "equilibrio", e incluían el significado del trabajo, el equilibrio personal y profesional, los errores médicos, la comunidad, la atención a los pacientes, y otros temas relevantes para las experiencias de la práctica médica. Los facilitadores del estudio eran médicos internistas con experiencia específica en cursos de comunicación y de enseñanza de grupos pequeños asitían durante

En el grupo de control comparador activo los médicos debían programar y utilizar la hora de tiempo protegido (1 hora cada 2 semanas) de la forma que consideraran más útil, pero sin participar en actividades formales de su currículum.

Para aumentar la validez de los resultados en médicos que no tienen ninguna atención ni tiempo protegido, contaron con una cohorte de control comparador placebo, formada por 350 médicos que no participantes en el estudio, que seguían su práctica habitual sin tiempo protegido, pero que aceptaron contestar a determinadas encuestas que también contestaban los dos grupos aleatorizados.

Que sepamos, éste es el primer ensayo clínico aleatorizado que ha evaluado una intervención (durante un tiempo protegido y pagado por el empleador) diseñada para promover el significado en el trabajo y reducir el distrés en los médicos.

Los participantes en la intervención facilitada en grupos pequeños experimentaron mejoras significativas en el significado, el empoderamiento y la participación en el trabajo más allá de la observada en los médicos que reciben sólo el tiempo protegido. Tales diferencias se mantuvieron 12 meses después de finalizar el período de intervención. Esto sugiere que, aunque el tiempo protegido no estructurado ofrece algunos beneficios por sí mismo, las ventajas de esta intervención fueron mayores y persistieron 1 año después, especialmente el significado del trabajo y los aspectos interpersonales asociados al burnout. No se encontraron diferencias estadísticamente significativas en los otros dominios de burnout y distrés entre los dos grupos aleatorizados.

Simultáneamente se encontró una diferencia significativa y amplia en todos los dominios del burnout a favor del grupo de intervención frente a la cohorte no participante en el estudio, e igualmente sucedió en el compromiso en el trabajo.

Conclusiones

Una vez formado el equipo facilitador de la reunión, el coste para el empleador asciende a un máximo de 19 horas en 9 meses. Con este diseño, mejora un porcentaje significativo de médicos internistas de la Clínica Mayo en el significado del trabajo y en algunos dominios del burnout. Es recomendable averiguar si funciona también con médicos de otros ámbitos, con otros niveles basales de distrés y burnout que los de este estudio.

Cabe investigar estrategias adicionales para averiguar si los médicos pueden mejorar en el resto de dominios a los que aspiró directa o indirectamente este estudio. Cabe también investigar si se benefician los pacientes en primer lugar y en segundo lugar la economía del sistema sanitario.

Esta intervención no es una panacea, pero mejora el conocimiento sobre el distrés del médico y sobre la posibilidad de promover una mejora en varios de sus ámbitos.

Ensayo clínico aleatorizado sobre una intervención para promover el bienestar de los médicos, así como la satisfacción por el trabajo e implicación profesional.

West CP, Dyrbye LN, Rabatin JT, et al. Intervention to Promote Physician Well-being, Job Satisfaction, and Professionalism: A Randomized Clinical Trial. JAMA Intern Med. 2014 Feb 10. doi: 10.1001/jamainternmed.2013.14387.

Se ha hecho pública una evaluación GRADE de este ensayo clínico, que está disponible para los lectores en http://evalmedicamento.weebly.com/6/post/2014/03/ensayo-clnico-aleatorizado-sobre-una-intervencin-para-promover-el-bienestar-de-los-mdicos-as-como-la-satisfaccin-por-el-trabajo-e-implicacin-profesional.html#mce_temp_url#

NOTAS

(1)En Psicología el estrés se divide en distrés y eustrés. El distrés es el aspecto negativo del estrés, cuando sentimos que no podemos hacerle frente a determinada situación ya que estamos desbordados por sus demandas, y genera ansiedad (angustia) y sufrimiento mental. El eustrés es el estrés positivo, que nos permite adaptarnos a los cambios y reaccionar rápidamente y con mayor fuerza ante los problemas y peligros que debemos enfrentar.

(2) El síndrome de burnout es un estado de cansancio físico, emocional y mental, causado por  involucrarse en situaciones emocionalmente demandantes, durante un tiempo prolongado, con logros escasos o negativos, recursos insuficientes y pobre retroalimentación (Pines, 1993).

(3)El Diccionario de la Real Academia Española define resiliencia así: Psicol. Capacidad humana de asumir con flexibilidad situaciones límite y sobreponerse a ellas.

 

(4)El "self" es el concepto que un individuo tiene de sí mismo (autoeficacia, autoestima, autoimagen) desde dos distintas perspectivas: la del "Yo" y la del "Mí".