Campaña medicina rural

Viernes, 12 Agosto 2022

Frente común entre el Colegio de Médicos de Valencia y la Fiscalía contra las agresiones al personal médico

28/09/2011

La Fiscalía de Valencia perseguirá de oficio las agresiones a los médicos en el ejercicio de su cargo. Además, se centralizarán las denuncias en el Colegio de Médicos y se aumentará la protección de datos de las víctimas con el objetivo último de frenar este tipo de actos contra la profesión médica

Valencia, 28 de septiembre 2011 (medicosypacientes.com/E.P.)

Descripción de la imagen

Firma del acuerdo entre el Colegio de
Médicos y la Fiscalía de Valencia.

El Colegio de Médicos de Valencia ha registrado, en lo que va de año, en relación con las agresiones a personal médico, 28 denuncias, 15 en Atención primaria, 13 en Hospitales, 20 en Urgencias Externas, ocho en otros servicios. De ellas, ocho han ido a juicio y tres han acabado en sentencias. El pico más alto, en los últimos años se registró en 2006 con un total de 64 agresiones y 22 denuncias. Estos datos han sido facilitados por la propia entidad colegial en el transcurso de una rueda de prensa en la que se ha informado de la firma de un convenio de colaboración con la Fiscalía con el objetivo de frenar las agresiones a médicos.

En realidad, como ha apuntado la presidenta del Colegio de Médicos de Valencia, la doctora Rosa Fuster, estas cifras no se ajustan del todo a la realidad, a causa del "miedo de los médicos a denunciar los hechos”. El denominador común de la mayoría de las agresiones se deben bien al retraso en la atención, sobre todo en Urgencias, mientras que en Atención Primaria, suceden, sobre todo, ante la negativa del médico a las exigencias de los pacientes a peticiones como la prolongación de las baja laboral o de otros trámites.

A partir de ahora, y gracias al convenio, suscrito entre la presidenta del Colegio de Médicos; la fiscal jefe de Valencia, Teresa Gisbert, y el fiscal jefe del Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana, Ricard Cabedo, se espera contribuir "a una disminución de las agresiones y a la recuperación de la dignidad profesional de los médicos, articulando los mecanismos de cooperación necesarios".

El compromiso adquirido por la Fiscalía de Valencia es perseguir de oficio las agresiones a los médicos en el ejercicio de su cargo. Además, se centralizarán las denuncias en el Colegio de Médicos y se aumentará la protección de datos de las víctimas con el objetivo último de frenar estas situaciones. Como ha explicado, al respecto, la fiscal jefe de Valencia, hasta ahora “las agresiones a médicos entraban a la vía penal mediante el parte de lesiones que presentaba obligatoriamente un médico al tratar a un compañero o mediante una denuncia del propio afectado, en la que solían faltar datos esenciales que alargaban el proceso”. A partir de este convenio se canalizarán todas las denuncias en el COMV que remitirá los datos a la Fiscalía, quien abrirá investigaciones y en su caso presentará denuncia. De este modo se evitarán duplicidades y se agilizará el proceso.

El fiscal jefe del TSJCV, Ricard Cabedo Nebot, ha insistido, por su parte, que "no se puede tolerar que alguien que cumple con una labor tan importante esté asustado o se sienta amenazado" y ha recordado que cualquier agresión a un médico es considerado un atentado que tiene mayor gravedad".

Con este acuerdo, además, se incrementan las garantías procesales para las víctimas, ya que la domiciliación que deben facilitar los médicos para la entrega de las notificaciones ya no será la suya personal, sino que bastará con la del Colegio de Médicos o el centro en el que trabaja.

Derechos y deberes

Pero, además de este convenio, la doctora Fuster ha reclamado una reforma para que los médicos puedan negarse a atender a los usuarios que no cumplan con la Carta de derechos y obligaciones de los pacientes. "Los derechos os conocen muy bien, pero no así las obligaciones", ha lamentado la presidenta del Colegio de Médicos, quien ha exigido que se acabe con "esta balanza desequilibrada".

También está previsto informar a los médicos de sus derechos, como la posibilidad de que los testigos de su agresión declaren como testigos protegidos.

Al respecto, la presidenta del COMV ha señalado que se pretende no sólo frenar las agresiones que sufren los médicos, sino también que sea un elemento disuasorio, para lo cual se va realizar una campaña de difusión del contenido de este convenio que incluirá la colgada de carteles en todas las consultas.

El contenido íntegro del convenio se puede consultar a pie de página.