Campaña medicina rural

Sábado, 13 Agosto 2022

Estudian los efectos de la reducción del número de mamografías en mujeres que no muestran signos de potencial riesgo de cáncer

08/07/2011

Según un informe norteamericano, la disminución de este tipo de pruebas podría reportar beneficios tanto en términos de costes sanitarios como a la hora de salvar vidas

Madrid, 11 de julio 2011 (medicosypacientes.com/E.P)

Un estudio reciente señala que reducir las mamografías en mujeres con menor riesgo de cáncer de mama puede ser tan efectiva, en términos de costes y a la hora de salvar vidas, como la actual recomendación de dos años que establecen las guías internacionales.

El informe explica que las mujeres sin historial familiar de cáncer, sin biopsia mamaria previa y con pechos no demasiado densos podrían tener un beneficio similar con mamografías cada tres o cuatro años, en lugar de cada dos, ha explicado la publicación 'Annals of Internal Medicine'.

El 'U.S Preventive Services Task Forces, constituido por un panel de expertos con apoyo federal, aconseja a las mujeres realizarse una mamografía cada dos años, pero el doctor líder del Park Nicollet Health Services de Minneapolis (EE.UU), John Schousboe, ha indicado que los nuevos estudios proveen una serie más personalizada de directivas para hacerse una mamografía de las que están disponibles actualmente. "Los beneficios de la mamografía dependerán mucho del riesgo individual, mientras que las guías actuales se concentran sólo en la edad", ha añadido Schousboe.

Las recomendaciones actuales indican que las mujeres de entre 50 y 74 años se realicen una mamografía cada dos años, salvo cuando el médico y la paciente consideran que es necesaria una excepción.

El equipo ha utilizado datos de dos encuestas nacionales sobre la frecuencia del uso de las mamografías y de las tasas de cáncer mamario en más de 1 millón de mujeres para elaborar escenarios hipotéticos.