Campaña medicina rural

Sábado, 26 Noviembre 2022

El Gobierno aprobará en las próximas semanas una ley de servicios profesionales para liberalizar sectores

19/01/2011

El ministro de la Presidencia, Ramón Jáuregui, se ha referido a la Ley de Servicios Profesionales y los colegios profesionales, comentando que el Gobierno aprobará dentro d épocas semanas esta Ley que liberalizará el ejercicio de numerosas profesiones. Sin entrar a citar a qué profesiones se refiere, sí apuntó que no todos los colegios profesionales son 'imprescindibles' y tampoco la colegiación es obligatoria en todos los casos

Madrid, 18 de enero 2011 (E.P.)

El ministro de la Presidencia, Ramón Jáuregui, ha anunciado que el Gobierno aprobará en las próximas semanas una nueva ley de servicios profesionales para liberalizar los distintos sectores que incluirá, según dijo, la eliminación de algunos colegios profesionales.

En los 'Desayunos Informativos de Europa Press', indicó que se trata de una ley "difícil y compleja" porque incorporará al funcionamiento de los profesionales la "superación de trabas administrativas y colegiales" e introducirá "más liberalización" en el ejercicio de la mayoría de las profesiones.

En este sentido, y a modo de ejemplo, se preguntó si tiene sentido que en un periódico sólo puedan escribir periodistas titulados, si todos los colegios profesionales son imprescindibles en el ejercicio de todas las profesiones o si están justificadas las actuaciones de los ingenieros en función de si son técnicos o superiores.

"Toda esta vieja regulación que establece rigideces en el ejercicio de cada una de las profesiones va a ser superada", subrayó Jáuregui, quien eludió concretar más la nueva ley, limitándose a indicar que la norma pretende "agilizar, liberalizar y reducir costes" en el funcionamiento de algunas "ineficacias" del mercado interior.

El ministro enmarcó estos cambios en el proceso reformista que está llevando a cabo el Gobierno y que, según destacó, exigirá un periodo largo y una serie de reformas "rigurosas y difíciles", entre las que también enmarcó la de pensiones, la reducción del déficit, la reforma laboral, la mejora de la Justicia o la necesidad de incrementar el peso de la industria hasta el 18% del PIB español.

"No hay otra alternativa a esta política reformista, las reformas de hoy son el futuro de mañana", resaltó Jáuregui, tras insistir en que el Gobierno asume este proceso reformista como una "responsabilidad histórica" que está decidido a llevar a cabo.