Martes, 22 Agosto 2017

En el Servicio Extremeño de Salud

El Colegio de Médicos de Cáceres defiende la figura del médico emérito

El Colegio de Médicos de Cáceres considera "imprescindible y fundamental" la creación de la figura del médico emérito en el Servicio Extremeño de Salud (SES) para aquellos profesionales que, después de jubilarse, tienen interés de seguir trabajando dentro del sistema sanitario extremeño
 
 
Cáceres 14/06/2017 medicosypacientes.com/ComCaceres
De izda a dcha: Raquel Rodríguez Llanos, Presidenta del Colegio Oficial de Enfermería de Cáceres; Ignacio Casado Naranjo, Jefe de Sección de Neurología del Complejo Hospitalario Universitario de Cáceres; José Mª Vergeles Blanca, Consejero de Sanidad y Políticas Sociales de la Junta de Extremadura; Carlos R. Arjona Mateos, Presidente del Ilustre Colegio Oficial de Médicos de Cáceres, Ceciliano Franco Rubio, Director Gerente del SES y Marisa Caldera Andrada, concejala de Accesibilidad y Asuntos Sociales del Ayuntamiento de Cáceres.
Para el presidente del Colegio de Médicos de Cáceres, Dr. Carlos Arjona, este reconocimiento supondría "un bien para la formación y la calidad de nuestra sanidad", según aseguró durante la celebración del X Aniversario de la Unidad de Ictus del Complejo Hospitalario Universitario de Cáceres en la sede del Colegio.
 
A juicio de la entidad colegial cacereña, la creación de esta figura "permitiría a los profesionales de la región continuar trabajando después de la jubilación en la formación de médicos residentes así como en tareas de investigación pero no en actividades asistenciales".
 
Desde la corporación cacereña se informa de que esta medida fue debatida ayer en la Mesa Sectorial de la Sanidad de Extremadura,  pero no contó con el apoyo de todos los sindicatos representados algo que el Dr. Arjona reprochó, al mismo tiempo que recordó que esta figura "está recogida en el artículo 77 del Estatuto Marco y en el Plan de Ordenación de Recursos Humanos del SES".
 
Acto X Aniversario Unidad de Ictus del
Complejo Hospitalario Universitario de Cáceres
 
Como informó la corporación médica cacereña, la unidad de Ictus del Complejo Hospitalario Universitario de Cáceres, que celebraba ayer su décimo aniversario, ha atendido en estos 10 años a un total de 3.000 pacientes.
 
El ictus es un trastorno brusco que interrumpe la circulación de la sangre dentro del cerebro y puede ser de dos tipos, el isquémico o ‘trombo’, o la hemorragia cerebral cuando se registra una rotura en las venas y arterias.
 
En Extremadura esta enfermedad afecta a unos 3.000 pacientes. Es la patología neurológica que ocasiona el mayor número de ingresos hospitalarios y la segunda causa de muerte de origen vascular, según el Plan Integral de Enfermedades Cardiovasculares. Las enfermedades cerebrovasculares representan la tercera causa de muerte en el mundo occidental, la primera de discapacidad física en personas adultas y la segunda de demencia.
 
"Afortunadamente en los últimos años hemos asistido a un cambio en el paradigma del tratamiento del ictus en fase aguda, disponiéndose de recursos que han demostrado conseguir beneficios significativos sobre la supervivencia y disminución de la discapacidad asociada a esta patología" aseguró el doctor Ignacio Casado, Jefe de Sección de Neurología del Complejo Hospitalario Universitario de Cáceres.
 
Recientemente,  el Servicio Extremeño de Salud (SES) completó la implantación del código Ictus, con la puesta en marcha del sistema Teleictus, basado en la movilización de los medios sanitarios del SES previamente formados en la identificación de esa patología.